Al menos 18 empresas han adquirido las bases para la licitación de la red compartida en la banda de 700 MHz y de éstas, siete presentaron a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), en conjunto, 569 solicitudes de consulta y aclaración en torno a dicho proceso.

El número de interesados está lejos aún de las 100 firmas que según Bank of America Merrill Lynch, el cual funge como asesor financiero de la SCT para la licitación de la red compartida, habían mostrado interés en el proyecto.

Según las bases, los participantes deberán demostrar un capital contable de al menos 15,000 millones de pesos y la garantía de seriedad de la propuesta deberá ser por un monto equivalente a 1,000 millones de pesos.

Entre las empresas que adquirieron las bases, hasta ahora, destacan: Motorola, Axtel, Alestra, Marcatel, Pegaso, Networks, siendo ésta última la que más generó preguntas, con un total de 398. La SCT debe responder a las 569 consultas y solicitudes de aclaración recibidas, a más tardar el próximo 8 de marzo.

El periodo para la compra de las bases concluye el 7 de agosto de este año. Según las bases de licitación, el próximo 8 de agosto será la presentación de propuestas de los operadores interesados en obtener la concesión; el 16 de agosto se dará a conocer el resultado de la evaluación de las ofertas técnicas y el 24 de ese mismo mes se dará el fallo del concurso.

La red deberá arrancar en el 2018 con 30% de cobertura, que deberá elevarse a 50%, al tercer año de operación; escalar a 70% en el cuarto; a 85% en el quinto y finalizar con 100%, en el séptimo año. Para llegar a tener una cobertura de 85%, la red compartida consumirá una inversión de 3,500 millones de dólares y para llegar a 100% requerirá de 7,500 millones.

A principios de febrero pasado, el presidente de Rivada Networks, Declan Ganley, manifestó a El Economista el interés de la irlandesa de fungir como operadora de la red, liderando un consorcio de varias empresas.

La red compartida nos parece tan interesante que hemos constituido un consorcio con otros inversionistas para entrar en México. Estamos hablando de un plan de cientos de millones de dólares (...) , dijo Ganley.

cjescalona@eleconomista.com.mx