Más de 800,000 millones de pesos, que representan 7% del Producto Interno Bruto (PIB), son destinados por la clase empresarial para protegerse del crimen organizado y el robo, aseveró Mario Sánchez Ruiz, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

En tanto que las empresas gastan hasta 12% de sus ingresos totales por año para proteger sus mercancías de alto valor (como joyería, casas de empeño, otras) de la delincuencia durante su traslado del producto, afirmó Sergio Cervantes, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra).

El gobierno tiene que garantizar mayor seguridad para el establecimiento de las empresas, pues éstas cada vez destinan más recursos para resguardarse de actos delictivos... Se gasta mucho en seguridad, sobre todo para poner policía a nuestras empresas y a parte la seguridad que hay que darle a nuestros productos para que lleguen con bien , acusó el industrial.

Los delitos, secuestros y demás inseguridad generan incertidumbre entre el empresariado y la sociedad, y lo que actualmente hace el empresario es invertir parte de su tiempo y recursos para cuidarse de que el crimen organizado no le llegue a afectar de una forma más severa, argumentó el dirigente del CCE.

Entrevistados por separado en el marco del Foro de Tecnología Empresarial organizado por la Concanaco, Sánchez Ruiz pidió al gobierno federal redoblar su lucha contra la inseguridad, ya que ni Diego Fernández de Cevallos ni otra persona merecen estar desaparecidas.

Aunque descartó que el caso del político panista genere inestabilidad a las inversiones o que se traduzca en que el presidente Felipe Calderón esté perdiendo la guerra contra el narcotráfico, por el contrario, dijo, queremos que no baje la guardia.

Urgen a realizar cambios legislativos

El Presidente del Consejo Coordinador Empresarial demandó al legislativo aprobar la Ley de Seguridad Nacional, con el fin de contar con mejores condiciones a desarrollar las actividades.

En este sentido, Mario Sánchez insistió que en lugar de buscar mayor productividad en el país, se están destinando más recursos y tiempo para estar protegidos del hampa, y lo tendrán que seguir haciendo. En lugar de generar más empleos, se desvían los recursos para la inseguridad que prevalece, puntualizó.

[email protected]