Alfonso Romo Garza, jefe de la oficina de la presidencia de la República, aseguró que a finales de febrero será presentado el Plan de infraestructura referente al capítulo energético para este sexenio, que hasta el momento contiene 137 proyectos que requerirán de inversión privada por un valor de 97,000 a 100,000 millones de dólares.

En el congreso Energy México 2020, el funcionario explicó que por instrucciones del presidente Andrés Manuel López Obrador se postergó está presentación, programada para el 31 de enero. Así, el primer mandatario ordenó reanudar las mesas de análisis que se llevan a cabo entre las distintas instancias involucradas, como la Comisión Reguladora de Energía, el Centro Nacional de Control de Gas Natural, Pemex y la Comisión Federal de Electricidad, entre otros.

“A finales de febrero, a más tardar, aterrizaremos los proyectos del sector privado para poder presentarlos, son 137 proyectos con un valor de entre 97,000 a 100,000 millones de dólares”, aseveró en entrevista.

En lo que respecta a proyectos de exploración y producción petrolera, Romo Garza explicó que no se han descartado las licitaciones, pero serán pocas, en caso de que se planteen, con lo que podrá haber muy pocos farmouts y rondas, ya que las actividades se concentrarán en contratos especiales que incluirán inversión privada, pero que darán mayores beneficios a Pemex en exploración y producción, además de que el interés gubernamental se centra en plantas de generación eléctrica e infraestructura para transporte y almacenamiento de combustibles.

Romo Garza afirmó que la iniciativa privada del país y el gobierno federal tienen la intención de participar en cualquier tipo de proyecto de inversión, desde temas de energías limpias, hasta los denominados farmouts de Pemex. Por tanto, si en las negociaciones queda fuera exploración y producción petrolera, eso se definirá en las próximas tres semanas, pero “sí va a haber contratos especiales en caso de que no se tengan recursos de acuerdo a una fórmula en donde gane Pemex, pero eso no lo tenemos todavía claro”.

Según él, sostuvo una reunión con la titular de Energía, Rocío Nahle, en la que acordaron que esta semana comenzarán las mesas de trabajo para definir en qué sectores se aterrizarán los proyectos del sector privado.

“Los proyectos podrían reducirse o ampliarse porque estamos recibiendo más, en la primera reunión recibimos 137, pero vienen más porque esto no puede terminar, es una rueda de la fortuna”, mencionó.

Se homologan visiones: CCE

En el mismo foro, Carlos Salazar Lomelín, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), explicó que el capítulo de energía se postergó desde finales del año pasado, dadas las diferentes visiones de la Secretaría de Energía y los organismos privados del país.

Sin embargo, en reuniones recientes con distintos representantes de gobierno, el empresario afirmó que se ha sorprendido al encontrar cambios en los puntos de vista sobre el capital privado y su capacidad de coadyuvar en el desarrollo del país que ahora tienen muchos funcionarios. Para las nuevas negociaciones, las empresas y el gobierno tienen interés en desarrollar proyectos de generación eólica, ciclos combinados, incluso de invertir en algunas plantas dentro de las refinerías de Pemex.

Lo que se espera en el plan energético

  • 137 proyectos han sido acordados hasta ahora para formar parte del nuevo Plan de Infraestructura en materia energética con inversión privada que se presentará a finales del próximo febrero.
  • Las inversiones contempladas suman alrededor de 100,000 millones de dólares.
  • El interés se ha centrado en proyectos de generación eléctrica renovable y convencional, y de almacenamiento y transporte de combustibles.
  • Pueden contener pocos proyectos de licitación para asociaciones con Pemex en exploración y producción de hidrocarburos.

[email protected]

kg