Lilia González / EL ECONOMISTA

Los industriales del país demandaron al gobierno de Enrique Peña Nieto que incentive y lidere un programa de sustitución de importaciones para las empresas mexicanas, a fin de aminorar cualquier efecto futuro por la depreciación de la moneda mexicana ante el dólar y, con ello, reactivar las cadenas productivas nacionales y la generación de empleos formales.

Juan Manuel Chaparro Romero, presidente de Fomento Industrial de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra) pidió que a través de la Secretaría de Economía promueva, incentive y difunda por todos los medios, en forma constante e intensiva, adquirir productos de calidad hechos en México dentro del mercado formal.

Los productos hechos en México con calidad deben pasar a ser la primera opción de compra por parte de los gobiernos federal, estatales, municipales, delegacionales y de la población mexicana en el mercado interno, desde papelería, ropa, juguetes, zapatos, maquinaria industrial, bienes de capital, alimentos, electrodomésticos, etc. , enfatizó.

El encargado de la política interna en Canacintra abundó que dentro de las opciones de compra deberán estar también los productos que emanen de empresas norteamericanas, suizas, canadienses, españolas, asiáticas, y otras que estén instaladas en México y generen empleos a mexicanos.

Ante las amenazas de Donald Trump en la industria automotriz y que ya han cobrado efecto en la cancelación de inversiones de las armadoras estadounidenses en México, el industrial reconoció que la factura será alta por el efecto dominó que afectaría significativamente a toda la cadena productiva de proveeduría nacional, como la de fabricación de autopartes, piezas de plástico perillas y botonerías de tableros de auto , textil alfombras y telas para las vestiduras de autos , entre otras.

Se afectaría los niveles de crecimientos de las regiones mexicanas geográficas involucradas; por lo que las áreas de desarrollo económico y turístico de cada estado habrán de aplicarse en encontrar otras fuentes de crecimiento que al menos compensen parte de este daño , acotó.

Insistió que México en su totalidad debe establecer y guiarse por una estrategia dentro de una Política Industrial,Comercial y Laboral que contemple la retención de inversiones, el mantener al menos, y por qué no, superar los resultados logrados con los Estados Unidos durante los últimos 22 años, combatir intensivamente hasta disminuir o erradicar la corrupción, impunidad, piratería, comercio ilegal de mercancías, delincuencia y la ausencia del Estado de Derecho.

Dentro de este paquete, la Canacintra propone aplicar una reingeniería administrativa, fiscal tributaria e incentivadora urgente y agresiva, que contemple una tributación constante, progresiva y sencilla que promueva intensivamente mediante estímulos fiscales la inversión hacia el país.

México debe establecer medidas reducciones fiscales y reducir regulaciones administrativas también en forma drástica, que permitan competir en igualdad de circunstancias ante EU y Canadá , destacó el directivo de la industria de la transformación.

[email protected]