Para consolidar las reformas estructurales es necesario atacar de fondo el problema de la inseguridad, y así atraer y dar tranquilidad a las inversiones y avanzar en las actividades de la economía formal.

De acuerdo con el presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur), Jorge Dávila, se debe redoblar esfuerzos de vigilancia y combate a la delincuencia organizada.

Ante el secretario de Gobernación, Miguel Angel Osorio Chong, el dirigente afirmó que el crecimiento del problema de la inseguridad constituye una de las preocupaciones fundamentales que se debe atender de manera urgente e integral.

En el marco de una reunión entre el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) y el funcionario federal, advirtió que los trabajos de la Comisión Intersecretarial de Prevención y Combate a la Economía Ilegal deben ser prioritarios para combatir a fondo la informalidad.

Aseguró que en esa actividad se ubican 6 de cada 10 puestos de trabajo y se propician otros ilícitos, como el robo y el contrabando de mercancías.

Reiteró que ninguna reforma estructural podrá consolidarse plenamente si no se combate a fondo el grave problema de la inseguridad pública y se abaten la corrupción y la impunidad que atentan contra el estado de Derecho.

Es impostergable establecer un marco legal federal para regular las manifestaciones públicas, que con frecuencia violentan la ley y provocan pérdidas millonarias al comercio formal, que es la principal fuente de empleo del país, puntualizó.

ERP