La estatal brasileña Petroleo Brasileiro SA dijo el jueves que planea vender activos, reducir inversiones y probablemente postergar el pago de dividendos para enfrentar una crisis de liquidez generada por un masivo escándalo de corrupción.

El nuevo plan de inversión de Petrobras para el 2015-2019 será "más selectivo" y seguirá enfocado en controlar los niveles de deuda, dijo la presidenta ejecutiva, Maria das Graças Foster, a inversores y reporteros durante la presentación de las ganancias del tercer trimestre de la compañía.

Petrobras publicó el miércoles sus resultados trimestrales no auditados tras un largo retraso, decepcionando aún más a los inversores debido a que las cifras no incluyeron las amortizaciones por el impacto financiero del escándalo de corrupción de miles de millones de dólares.

Las acciones de Petrobras cayeron 4% el jueves, lo que sumó a una caída de 10.43% el miércoles, luego de que Foster dijera que es probable que la compañía declare dividendos para pagos posteriores mientras resuelve sus problemas de liquidez.

Petrobras, la petrolera más endeudada y menos rentable del mundo, no ha logrado recaudar capital en los mercados internacionales al tiempo que enfrenta dificultades para publicar comunicados financieros que reflejen por completo las amortizaciones vinculadas al escándalo de corrupción.

En tanto, la compañía planea obtener 3,000 millones de dólares de ventas de activos en el 2015, mientras reduce sus planes de exploración al "mínimo necesario" este año, dijo Foster.

abr