El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que “ya fue mucho el contratismo” del gobierno hacia las empresas que no ofrecieron resultados en la producción de petróleo y gas. Anunció que Pemex firmará a finales de este mes los contratos que le permitirán iniciar para la exploración y producción en 22 campos.

Acompañado del titular de Pemex, Octavio Romero, y la secretaria de Energía, Rocío Nahle, el titular del Ejecutivo federal dijo que encargó a Romero conducir el proceso de extracción y producción de del petróleo, y a la funcionaria el plan de refinación. “No hay celos, no hay sentimientos, están trabajando juntos. Y por eso hay ya muy buenos resultados”, indicó.

Sostuvo que su plan es contar con Pemex como una empresa fortalecida en tres años, para que pueda financiar el desarrollo del país en la segunda mitad de su gobierno.

“Hasta el 2021, nosotros apoyando, respaldando, fortaleciendo a Pemex. Una vez que se consolide Pemex, ya en el 2022, el 2023 y el 2024, Pemex empieza a apoyar y se convierte en palanca del desarrollo nacional. Ese es el propósito que tenemos”, afirmó.

El primer mandatario realizó este domingo un recorrido por la Refinería Antonio Manuel Amor Ríos, de Salamanca, Guanajuato, y luego encabezó el evento de supervisión al Plan Nacional de Refinanciación.

López Obrador puntualizó que sigue adelante su plan de construir la nueva refinería en Dos Bocas, Paraíso, Tabasco. “¿Por qué ahí? Porque es una terminal de petróleo, Dos Bocas. Ahí a esa terminal llegan 1 millón 100,000 barriles diarios, todo lo que se produce en Campeche, en tierra, en Tabasco, en todo ese litoral llega a esa terminal de Dos Bocas; y ahí vamos a poner la refinería, porque esto significa que ya hay instalaciones y nos va a costar menos la construcción de la refinería”. Argumentó que “necesitamos producir petróleo para las refinerías, pero como nos está yendo bien en exploración, en producción, ya a estas alturas se tienen firmados todos los contratos para exploración, para la perforación. ¿Qué porcentaje llevamos? 22 campos y los contratos. A finales de este mes se firman todos los contratos para 22 campos de producción.

“Estamos animados y se va a apoyar más todavía a Pemex, porque ya estoy por firmar un decreto en el que vamos a quitar a Pemex la carga fiscal, le vamos a reducir sus impuestos, porque hacienda, con todo respeto, se dedicaba a exprimir a Pemex. Entonces, ahora le vamos a dejar los recursos a Pemex”, manifestó AMLO.

El político reiteró que la producción petrolera estaba en el abandono porque había el propósito de “destruir esta industria nacional tan importante”. Insistió en que en los promotores de la reforma energética proyectaron que este año se estarían produciendo 3 millones de barriles diarios. “¿Y qué pasó? En diciembre, en enero, la producción de petróleo fue de 1 millón 650,000 barriles, nada de 3 millones de barriles”, sostuvo.

Destacó que, pese a ello, su gobierno no canceló los contratos que tenían empresas que no han producido “ni un barril de petróleo desde la llamada reforma energética mediante esos contratos.

“Decidimos no cancelarlos, porque no queremos pleitos. Decidimos decirle a los que tienen esos contratos que inviertan y que produzcan, que llevan ya cuatro años. No se van a revocar esos contratos, porque afortunadamente no se entregó toda la reserva petrolera. Esos 107 contratos implican cuando mucho 20% de toda el área petrolera de México, 80% sigue siendo de la nación y va a seguir siendo esa área de petróleo explotada para beneficio de los mexicanos”, argumentó.

El director de Pemex, Octavio Romero, expuso que en la refinería de Cadereyta se realizará un mantenimiento correctivo a las plantas de hidrógeno y a la Catalítica 1, y una reparación general en la hidrodesulfuradora de diesel. En Salina Cruz se llevó a cabo la reparación parcial del sector Hidros 2, y en Tula se realizó mantenimiento correctivo en la Planta Catalítica 1.

[email protected]