Pemex anunció la fusión de sus subsidiarias de Perforación y Servicios (PPS) con Pemex Exploración y Producción (PEP); y Pemex Transformación Industrial (TRI) con Etileno, a partir del 1 de julio. 

El Consejo de Administración de Pemex autorizó la operación en una sesión extraordinaria, como parte de la nueva estructura de la petrolera estatal mexicana aprobada en marzo pasado.

Bajo esta nueva estructura, las subsidiarias de Exploración y Producción, y, Pemex Transformación Industrial se mantendrán como las firmas fusionantes, mientras que las unidades de Perforación y Servicios y Etileno se extinguirán 

Pemex aseguró a través de un comunicado que con este movimiento, el gobierno mexicano "da un paso importante en la integración de la cadena de valor en una sola empresa y avanza en la consolidación de las medidas de austeridad a fin de fortalecer a Pemex en beneficio de su administración y operación".

"En administraciones pasadas se fragmentó a Pemex en diversas filiales, aumentando la burocracia y los gastos de la empresa", agregó.

Pemex es la petrolera más endeudada del mundo, con pasivos financieros que superan los 106,000 millones de dólares.

La petrolera estatal agregó que "dentro de las estructuras tanto de PEP como de TRI, se incorporarán las funciones de PPS y Etileno, las cuales transmitirán aquellos recursos humanos, materiales, financieros, así como los bienes, derechos y obligaciones que integren sus patrimonios". 

Con las modificaciones, Pemex busca la integración de la cadena de valor y la consolidación de medidas de austeridad, sin trastocar los derechos laborales de los trabajadores.

 

El Gobierno mexicano ha dicho que luchará por revertir la caída de 14 años en la producción de crudo, enfocándose en desarrollos de aguas someras y tierra firme, así como en combatir la corrupción interna para reducir costos.

(Con información de Reuters)