Brasil, Panamá y Colombia prohibieron este miércoles la operación de los aviones Boeing 737 MAX 8 y MAX 9, sumándose a México, Estados Unidos, Europa, China y otros países de América Latina que suspendieron los vuelos, por preocupaciones de seguridad luego de que una aeronave de Ethiopian Airlines se estrelló el domingo.

La Aeronáutica Civil de Colombia informó que tomó la decisión después de consultas permanentes con otras autoridades de aviación civil, incluida la FAA de Estados Unidos.

Ninguna aerolínea colombiana opera aeronaves Boeing 737 MAX 8 y MAX 9.

"A partir del día de hoy no podrán operar aeronaves B737 MAX en el territorio nacional ni podrán sobrevolar el espacio aéreo colombiano", dijo un comunicado del organismo rector de la aviación civil en Colombia.

En tanto, horas después de que la aerolínea panameña Copa Airlines dio a conocer la suspensión temporal de sus vuelos con aviones Boeing 737 MAX 9, la Autoridad Aeronáutica Civil de Panamá anunció que "se prohíben temporalmente las operaciones de todos los aviones marca Boeing modelos 737-8 MAX y 737-9 MAX en el espacio aéreo de la República de Panamá", explicó en un comunicado.

El accidente del domingo, que dejó 157 muertos, es el segundo que registra el último modelo del avión de Boeing en menos de cinco meses. En octubre, una aeronave del mismo modelo operado por la aerolínea indonesia Lion Air se estrelló poco después de despegar de Yakarta, dejando 189 personas fallecidas.