La Organización Mundial del Comercio pondrá en marcha un panel para dirimir un conflicto sobre tasas entre la Unión Europea y Brasil, indicó este miércoles una fuente cercana a la organización con sede en Ginebra.

La decisión fue tomada durante una reunión del Organo de Solución de Diferencias de la OMC y el panel (un grupo de expertos) se formará en las próximas semanas. Al final del proceso, que puede llevar meses, el panel tomará una decisión en el conflicto.

La UE acusa a Brasil de imponer tasas discriminatorias contra productos importados, lo que supone un agravio para los productos europeos y viola las reglas de comercio intencional.

"En los últimos años Brasil ha multiplicado las medidas fiscales incompatibles con las obligaciones que le incumben en el marco de la OMC", afirmó la UE en diciembre pasado, cuando el caso se llevó ante la organización con sede en Ginebra.

La UE cita como ejemplo un aumento del 30% de una tasa sobre los vehículos de motor que Brasil aplica desde 2011 pero de la que están exentos los coches brasileños.

El impuesto, que tenía que expirar a finales del 2012, fue prorrogado con otra forma otros cinco años.

La UE también acusa a Brasil de haber tomado medidas similares en otros productos, como ordenadores, teléfonos móviles o semiconductores.

Brasil lamentó por su parte la instauración del panel y aseguró que está dispuesto a demostrar que las medidas denunciadas por la UE son compatibles con las reglas del comercio internacional.

La UE es el primer socio comercial de Brasil y representa el 20.8% de los intercambios comerciales de ese país.

Por otra parte el Organo de Solución de Diferencias también aceptó una petición de Guatemala y Perú para prorrogar más allá de los 60 días reglamentarios la adopción de un informe o la apelación en una disputa sobre productos agrícolas.

abr