Los miembros de la Organización Mundial del Comercio (OMC) dieron el lunes luz verde a la Unión Europea para imponer sanciones aduaneras contra Estados Unidos, en represalia por las ayudas otorgadas al constructor aeronáutico norteamericano Boeing.

En este caso, el árbitro de la OMC autorizó el pasado 13 de octubre a Bruselas a imponer sanciones por un importe máximo de 4,000 millones de dólares de bienes estadounidenses importados cada año, pero esta decisión debía ser aprobada por los miembros de la organización en la reunión del Órgano de Solución de Diferencias (OSD).

La sanción fue confirmada este lunes durante una reunión en Ginebra, según un responsable de la OMC.

El constructor aeronáutico europeo Airbus y su competidor estadounidense Boeing -y a través de ellos, Bruselas y Washington- se enfrentan desde octubre de 2004 ante la OMC, que ejerce de juez de paz del comercio internacional.

El objeto de la disputa son las ayudas públicas entregadas a los dos grupos, consideradas ilegales por la otra parte.

Esta decisión en beneficio de la UE se produce tras la autorización concedida el año pasado a Estados Unidos de imponer aranceles por cerca de 7,500 millones de dólares a bienes y servicios europeos importados cada año, la sanción más elevada jamás impuesta por la OMC.