Grupo Nestlé México invirtió 120 millones de pesos en la instalación de una fábrica en Tlaxcala, la cual producirá su nueva línea de productos de bebidas refrigeradas para bebé y que permitirá abastecer al mercado nacional.

El presidente ejecutivo de la empresa, Juan Carlos Marroquín Cuesta, dijo que el proyecto implicó la modernización y adecuación a procesos ultra clean , requeridos para la elaboración de los productos de la línea.

Destacó que México es la primera nación en el mundo que cuenta con una fábrica Gerber especializada en la elaboración de bebidas refrigeradas para niños.

Marroquín Cuesta expuso que la planta también contribuye a la generación de más de 600 fuentes de empleo en la entidad, beneficiando a familias Tlaxcaltecas con ingresos económicos fijos al año; además de fortalecer la presencia de la empresa en el país.