Puebla, Pue. El presidente local de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), Luis Espinosa Rueda, aplaudió la realización de la feria de Puebla, después de tres años de suspensión.

El dirigente empresarial criticó que la organización exprés del encuentro haya ocasionado problemas en el palenque y los pasillos de los stands comerciales sean muy estrechos y se carezca de conectividad en el inmueble.

Ante ello, insistió en que para la próxima edición de la feria exista una mayor planeación, pues también consideró que el espacio otorgado para los artesanos en el denominado Pabellón Puebla -que consiste en la exposición de los principales proyectos industriales del estado- fue muy pequeño.

En rueda de prensa, agregó que el Centro Expositor y de Convenciones -construido en la pasada administración- tuvo un costo muy alto -más de 1,600 millones de pesos- para el inmueble presentado, pues tiene deficiencias en su diseño.

El representante empresarial precisó que el Centro de Convenciones carece de entradas amplias, lo cual evitó que maquinaria de anchura mayor a los 3 metros pudiese ser expuesta en el pabellón industrial localizado en dicha área.

Dijo que pese a dichos inconvenientes, la feria de la entidad cumple con los requisitos mínimos para su operación y confió en su desarrollo exitoso.