Hong Kong.- Lenovo, el cuarto mayor fabricante de computadoras del mundo, volvió a ser rentable en su cuarto trimestre fiscal por un crecimiento de su mercado doméstico chino y una recuperación en la demanda corporativa.

Sin embargo, las ganancias incumplieron con las expectativas de los analistas debido a una caída de sus márgenes.

China continuó alimentando gran parte del crecimiento de Lenovo, ya que los consumidores compraron computadoras y otros equipos, incentivados por estímulos económicos de Pekín.

El país local de Lenovo supuso 47% de sus ingresos por 16,600 millones de dólares en ingresos para el año fiscal hasta marzo.

Su margen de ganancias brutas disminuyó en el año, a un 10.8%, desde 12.1 por ciento.

Lenovo reportó una ganancia neta de 12.78 millones de dólares en su cuarto trimestre fiscal hasta marzo, con lo que dio vuelta una pérdida de 263 millones de dólares que reportó hace un año.

Sin embargo, el resultado fue peor que los 35.5 millones de dólares de ganancias netas pronosticadas, según Thomson Reuters I/B/E/S.

"Con el clima macro mostrando signos de mejora que son favorables para el mercado de computadoras, Lenovo confía que con la ejecución exitosa de sus prioridades estratégicas basadas en sus fortalezas de negocio, continuará como un jugador fuerte en el mercado mundial de computadoras", dijo la firma en un comunicado.

Lenovo ha estado intentando volver a sus raíces como un especialista en mercados emergentes, luego de sufrir durante la integración de los activos que adquirió al comprar a la unidad de computadoras de IBM en el 2005.

Sus esfuerzos han estado rindiendo fruto. La compañía anotó el mayor crecimiento en ventas entre las grandes marcas de computadoras en el primer trimestre del año, dijo la firma de investigación IDC en abril, con un aumento superior al 58 por ciento.