La transformación digital es uno de los principales caminos que están tomando la mayoría de las industrias en el mundo, por tal razón, resulta atractivo incluir en los portafolios de inversión activos de inteligencia artificial y de tecnologías disruptivas, así lo consideró Alonso Madero, director ejecutivo de Asset Management Actinver.

En entrevista con El Economista explicó que el fondo Everest fue creado 100% por el equipo de Actinver. “El portafolio se maneja a través de algoritmos, modelos de roboadvisors, que están identificando oportunidades a nivel mundial en función de los datos macroeconómicos que están difundiendo diferentes países. 

“El algoritmo ingresa la información desde sus bases de datos, y toma decisiones en función de los reportes, y en automático revisa la información histórica para determinar tendencias en los mercados financieros tanto de deuda como de renta variable. Lo que ofrece es una recomendación de entrada y salida de los instrumentos financieros de los países, además que está nominado en pesos, por lo que se maneja el riesgo en divisas”.

El directivo dijo que Everest se convierte en el primer Macro Fund que se lanza en México. Según el prospecto de colocación la estrategia de inversión de Everest tiene un mayor énfasis en fondos de acciones, por lo que las posiciones en fondos de renta variable podrán ser elevadas, hasta un máximo de 80 por ciento.

Robotic

El Grupo Financiero Actinver lanzó al mercado el fondo Robotic en conjunto con Axa Investment Management (considerado uno de los manejadores de dinero más grande el mundo, con una cartera de 1 billón de dólares). 

Alonso Madero explicó que Axa cuenta con una familia de productos a los que llaman Fondos Temáticos, los cuales son especializados en industrias, sectores, que son disruptivos, ya que son muy distintos a los portafolios a lo que se encuentran en el mercado.

“Revisamos varias de sus estrategias y el fondo nos hizo mucho sentido por lo que está sucediendo en el mundo: inteligencia artificial, robótica, biotecnología, etcétera. Es un fondo propiedad de Actinver donde contratamos a Axa para que nos ayude a tomar las decisiones de inversión a través de un equipo de más de 100 ingenieros que están en Francia y en Londres. 

“Los investigadores observan cuáles son las tendencias, hacia dónde va el mundo, hacia dónde va la tecnología, qué industrias están cambiando, qué empresas están invirtiendo en dichas industrias y cuáles son las empresas que se van a beneficiar. Cuando te metes en un tema nuevo que está cambiando rápido, es muy importante contar con el respaldo de un equipo de análisis que sí esté revisando. Por ejemplo, en este tipo de industria, yo no recomendaría comprar un ETF (Exchange Traded Fund) pasivo, ya que la tecnología está tan rápido, que el benchmark en uno o dos años ya va a ser obsoleto”. 

Explicó que el fondo Robotic es un producto financiero bastante sofisticado, que incluye activos enfocados a la inteligencia artificial y de robótica, que a la vez lo están llevando hasta los portafolios de las personas físicas.

Actualmente, el volumen de activos de Robotic es de 213 millones de pesos. Alonso Madero dijo que a los inversionistas les parece atractivo el producto, les da curiosidad y están invirtiendo con precaución.

“Nosotros recomendamos que de 100% de los recursos que tengan destinado a renta variable, destinen 10% en lo que van conociendo el producto y observando los resultados. Este fondo valdrá más de 1,000 millones de pesos en menos de seis meses”.

Valor agregado

Actinver es el sexto jugador más importante del mercado de fondos de inversión en nuestro país, y por ello, una de las herramientas que ha implementado a lo largo de su historia es el enfoque a buscar un valor agregado. Por ejemplo, hace dos semanas, presentó el fondo Protege que está invertido preponderantemente en renta fija (90%) y 10% en divisas o renta variable. 

“Su objetivo de rendimiento es pagar arriba del Cete o de la tasa de fondeo, incluye un seguro. En caso de un diagnóstico por enfermedad grave, muerte o accidente, el seguro aplica, por cada 200,000 pesos invertidos, te vamos a pagar 10,000 pesos al mes durante los siguientes tres años, además del rendimiento que genera el fondo”, mencionó Alonso Madero. 

En el caso de Protege, Actinver se alió con Mapfre, y tiene dos limitaciones: inversión máxima de 5 millones de pesos y ser menor de 65 años.

Fibras

Mencionó que el fondo creado con fideicomisos de infraestructura y bienes raíces (fibras) tuvo un par de años complicados.

Los fibras permiten el financiamiento para la compra o construcción de bienes inmuebles en México y son administradas para su arrendamiento, con el derecho a recibir los ingresos provenientes de la renta de los activos, convirtiéndose en un elemento para conformar los portafolios.

Dijo que la correlación de los fibras con las tasas incluso en México es muy estrecha. “Cuando suben las tasas de interés caen los precios de los fibras y viceversa, creemos que Banxico ya llegó al límite de su ciclo restrictivo, creo que ya no van a subir más y se van a quedar en 7.75% y se revertirá la mala tendencia que tuvieron los fibras en estos últimos dos años. Y el 2019 podrían sorprender y ser un activo muy ganador”.

Planes 2019

El directivo que actualmente administra 163,193 millones de pesos en activos dijo que estarán muy activos con planes para el 2019, sobre todo, “evaluar nuestra oferta, queremos reducir más el número de fondos que llamamos tradicionales, creemos que menos es más y con ello, queremos darle una oferta sencilla y clara a nuestros clientes lo ideal es que tuviéramos un anaquel de 20 fondos”.

“Exploraremos el tema de bienes raíces que sería un brazo adicional para Actinver, ofrecerle al cliente un producto en el que pueda invertir en inmuebles no sólo en México, sino aprovechar la oportunidad que nos da el Mila y buscar oportunidades en Chile, Colombia y Perú”, concluyó.

[email protected]