El Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) espera la resolución definitiva de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) sobre si la Comisión Federal de Electricidad (CFE) es patrón sustituto de los 16,000 extrabajadores de Luz y Fuerza del Centro, tras su extinción en el 2009.

Lo anterior, luego de que el SME obtuvo un amparo en el que se establece que no se puede validar la terminación laboral entre el SME y Luz y Fuerza del Centro (LFC), dado que no se justifica el decreto de extinción de la empresa por una causa fortuita o de fuerza mayor.

En ese sentido, como se utiliza la misma infraestructura de LFC, la CFE debe ser considerada como patrón sustituto, explicó Alfonso Bouzas, especialista laboral de la UNAM, quien agregó que si la Corte ratifica el amparo, entonces la CFE tendría no sólo que reconocer los derechos laborales, sino recontratar a los trabajadores.

El especialista de la UNAM forma parte de los firmantes -entre luchadores sociales, intelectuales y catedráticos- que presentaron un amicus curiae (amigos de la Corte) a la segunda sala de la SCJN, para solicitar que se ratifique la sentencia que amparó en el 2012 al SME en contra de la rescisión de su contrato laboral y del patrón.

La solicitud a la SCJN es para rechazar el recurso que interpuso el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE) encargada de liquidar y administrar los bienes de LFC- tras el otorgamiento del amparo el 13 de septiembre del 2012.

En ese sentido, Bouzas comentó que la instancia liquidadora del gobierno federal presentó un recurso improcedente y esto ha dilatado la ejecución de la resolución para que los 16,000 trabajadores sigan en espera de su reinstalación .

El investigador sostuvo: Ésta es una oportunidad ejemplar para la Corte y tiene todas las condiciones para rechazar el recurso planteado por el SAE y ordenar la ejecución de la resolución .

[email protected]