El secretario de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA), José Calzada Rovirosa, informó que para controlar el brote de influenza aviar que se detectó en dos granjas en el estado de Guanajuato, se sacrifican 1,926 aves, de un inventario de 200,000 millones, lo que no afecta el abasto de producto en el país.

“No hay motivos para que se incremente el precio del huevo, México sigue produciendo en el orden de 120 millones de huevos diarios, particularmente en el estado de Jalisco, que no se vio afectado”, explicó.

Asimismo, destacó que en orden de producción “Jalisco es el número uno, le siguen Puebla y Oaxaca. No tenemos ninguna circunstancia en disminución en la producción, lo cual no se debe traducir en un incremento en el precio. De aquí en adelante. No hay ninguna razón, los insumos se han mantenido estables, el gas, la luz y nosotros instamos a quienes subiera los precios que no lo hagan”.

Respecto a una afectación por el brote detectado en Estados Unidos, dijo que “tampoco hay afectación, importamos industrializado, no tenemos ninguna circunstancia que nos preocupe cuando hay un brote de influenza, lo que hacemos es que ya no cerramos el país completo, lo cerramos por regiones, que son parte de los acuerdos que hemos tenido con otras naciones. Por abasto no tenemos mayor problema”.