Eduardo Solís, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), afirmó que se trabajará con el equipo del virtual ganador de la Presidencia de México, Andrés Manuel López Obrador, para avanzar en la modernización del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

El directivo señaló que en las siguientes tres semanas se reunirán con Graciela Márquez Colín, quien fue designada como titular de la Secretaría de Economía (SE) para el gobierno entrante, y Jesús Seade, jefe negociador para la modernización del acuerdo comercial trilateral.

“Nuestra postura está en la mesa, una propuesta de reglas de origen, y estamos preocupados por la investigación (de la sección) 232”, manifestó, al concluir la reunión que este miércoles se tuvo con el virtual presidente electo.

Confió en que la renegociación del acuerdo sea el mejor camino para continuar la relación comercial con Estados y Canadá, países con los que se discute la modernización del TLCAN desde agosto de 2017.

La regla origen ha sido uno de los temas controversiales y que ha frenado el avance del tratado, pues el gobierno estadunidense exigió un contenido regional de 85%, y tiempo después cedió para reducirlo a 75 por ciento.

Por otra parte, el Departamento de Comercio de Estados Unidos lleva a cabo una investigación bajo la sección 232 de la Ley de Expansión Comercial de ese país, con la que podría imponer aranceles a sus importaciones de autos nuevos, por ser un posible riesgo de seguridad nacional, lo cual ha sido rechazado por la industria mexicana.

Solís Sánchez añadió que con el equipo de transición se buscará también avisar sobre el tema de inseguridad, toda vez que ésta impide que las mercancías fluyan en orden en el país y el dinamismo del mercado interno en la venta de autos.

La reunión tuvo lugar en un hotel de la zona de Polanco, al poniente de la Ciudad de México, y estuvo encabezada por el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Juan Pablo Castañón.