El sector empresarial prevé que el impacto negativo de los bajos precios del petróleo tendrá efecto en la economía mexicana hasta el 2016 y 2017.

Juan Pablo Castañon, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) dijo que si bien han descendido los precios del energético a nivel internacional, para el siguiente año están aseguradas las coberturas con el seguro de la Secretaría de Hacienda.

Dijo que la más afectada será Petroleos Mexicanos (Pemex), no obstante, pugnó por un paquete económico urgente que permita el fortalecimiento del mercado interno.

En conferencia de prensa, el dirigente empresarial estimó que para el 2015 no se prevé la recuperación en la generación de empleo, pues la tendencia económica apunta a crear entre 500,000 y 600,000 fuentes laborales.

El líder de la Coparmex expresó que está en duda los 50,000 millones de dólares que se proyectaban con la reforma energética en su primer año de operación por la caída en los precios del petróleo, incluso -previó- muchos proyectos se van a detener o esperarán hasta que las aguas tomen su cauce.

"Aunque la llegada de 30,000 o 40,000 millones serán bienvenidos".

Insistió en que en primer instancia se debe plantear un paquete específico para promover la inversión y el empleo y que este incluya financiamiento, capacitación y un paquete fiscal que nos haga menos vulnerables ante el entorno internacional.

Sentenció que solamente con medidas en el corto plazo se podrán alcanzar los crecimientos previstos por las autoridades federales cercanos al 4%, y no enfrentar recortes a la previsión como en los dos primeros años de la actual administración federal.

[email protected]

mfh