Madrid.- La primera petrolera española Repsol consideró "ilícita y gravemente discriminatoria" la expropiación parcial por parte del gobierno argentino de su filial YPF, y anunció que tomará "todas las medidas legales que procedan" para salvaguardar sus intereses y los de sus accionistas.

Repsol considera que la medida anunciada es manifiestamente ilícita y gravemente discriminatoria, que no se ha justificado de forma alguna la utilidad pública que se persigue con la misma y que supone un patente incumplimiento de las obligaciones asumidas por el Estado argentino en la privatización de YPF", denunció la compañía en un comunicado a las autoridades bursátiles españolas.

apr