Monterrey, NL. A fin de que cámaras empresariales y universidades tengan participación en el Consejo de Desarrollo Económico de Nuevo León, el diputado local Luis Alberto Susarrey Flores, acompañado por representantes de organismos intermedios, presentaron una iniciativa para reformar la Ley de Fomento a la Inversión y el Empleo del estado.

Lo que se propone, dijo, es que las cámaras de la Industria de Transformación de Nuevo León, la Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Monterrey, la Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de la Vivienda, la Confederación Patronal de la República Mexicana y las universidades puedan tener voz y voto en el consejo para decidir a qué empresas se les otorgan beneficios fiscales.

Actualmente, sólo participan en el Consejo de Desarrollo Económico funcionarios públicos, quienes deciden qué incentivos fiscales y apoyos directos se otorgan a las empresas, para impulsar la inversión productiva en el estado, detalló el legislador.

Los cambios que se proponen en la ley son que en el consejo se nombre a cuatro representantes de las cámaras con voz y voto, cuatro representantes de las universidades y un representante del Congreso local.

También se agrega el criterio de que se otorguen incentivos a quienes contribuyan con el fortalecimiento del empleo local y esto genere mayor derrama económica.

Refirió que la postura del PAN se opone a otorgar incentivos sin asegurar que se genere empleo local.

Puso el ejemplo de la armadora Kia Motors México, que cuando llegó a la entidad impulsó la derrama económica; sin embargo, “el empleo no necesariamente fue para la gente de Nuevo León”.

La inclusión de los organismos empresariales en el consejo, acotó, es que éstos tienen un panorama claro de hacia dónde está creciendo la economía.

Para la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de Monterrey “es relevante estar en el consejo, puesto que las cámaras somos un órgano de consulta del estado”, comentó Sergio Anguiano, director general del organismo.

[email protected]