El presidente de la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles, Rafael García, anunció que interpondrán amparos masivos ante el incremento de las tarifas eléctricas fijadas con la metodología de la Comisión Reguladora de Energía (CRE), que en algunos casos ha generado incrementos superiores a 180% entre sus agremiados, lo que  derivaría en cierre de negocios.

La medida legal fue iniciada en Los Cabos, donde ya se ampararon 53 hoteles, entre ellos el RIU. Se prevé que en las siguientes dos semanas se sumen otros 100 a nivel nacional y en el mediano plazo llegar a 1,000.

“Antes de tomar la drástica medida, buscamos una reunión con la comisión, incluso les mandamos una carta, para sentarnos a dialogar y exponer nuestra situación, porque dejamos en todo momento claro que no nos oponemos a pagar el servicio, pero sí al aumento desproporcionado, pero a la fecha no tenemos respuesta”, comentó.

En conferencia de prensa, el representante dijo que las nuevas tarifas, de las cuales se “han ido dando cuenta” durante el año, pueden actuar en contra del crecimiento de la industria turística que ha llevado al país a ubicarse en el sexto más visitado del mundo.

En la carta que entregaron a la CRE, con fecha de recepción del 10 de septiembre, explican que la tarifaria que establecieron, lejos de promover la inversión, está ocasionando un detrimento.

[email protected]