La japonesa Honda Motor Co recortó este viernes su pronóstico de ganancia operativa anual en 6.5%, ya que debió reservar más dinero para cubrir una llamada a revisión de coches para reemplazar unas bolsas de aire potencialmente defectuosos fabricadas por el proveedor Takata Corp.

Al reportar que sus ganancias del tercer trimestre cayeron en casi un cuarta parte, el tercer mayor fabricante de automóviles de Japón informó que ahora espera una ganancia operativa de 720,000 millones de yenes (6,100 millones de dólares) para el año fiscal al 31 de marzo.

Previamente había pronosticado una ganancia de 770,000 millones de yenes.

Honda también informó que ahora espera vender un total de 4.45 millones de vehículos este año fiscal, frente a los 4.62 millones que había previsto anteriormente, debido a que las ventas en Japón cayeron por debajo de su objetivo original.

En los tres meses que terminaron en diciembre, Honda informó que su ganancia operativa cedió 22.5% a 177,200 millones de yenes desde 228,570 millones de yenes en el mismo período del año anterior.

Eso se ubicó por debajo de los 189,110 millones de yenes previstos por Thomson Reuters SmartEstimate de una encuesta a 10 analistas.

erp