La Asociación Mexicana de Empresarios Gasolineros (Amegas) definirá la próxima semana los amparos que implementarán y las fechas en que iniciarán posibles paros, en protesta por la aplicación de la NOM-005-SCFI-2011.

De acuerdo con la asociación, esta medida implicaría la sustitución y actualización de unos 50,000 despachadores en todo el país, que afectaría a 8,000 empresarios gasolineros.

Según datos de la Amegas, en México hay poco más de 46,160 dispensarios en funcionamiento, de los cuales sólo 43% cuenta con aditamentos de confiabilidad, lo que implica adaptar 26,213 dispensarios que carecen de ellos.

Desde el pasado 22 de junio, la Amegas informó a sus integrantes los detalles de las 10 marcas de dispensarios que resultan afectados por la disposición emitida en el Diario Oficial de la Federación y que entrará en vigor el 27 de octubre próximo.

Estas marcas son:

  • Glibarco
  • Benett Pump Company
  • Dresser Wayne
  • Team
  • HongYang
  • Pegasus Control
  • GBR
  • Softel
  • Digikrönen
  • Supramax

Estas tienen diversos señalamientos que van desde la actualización de software hasta la integración de membranas, cambio de piezas e instalación de dispositivos.

Sólo en el caso de Digikrönen no se señala ninguna observación en sus dos modelos; HongYang ya tramitó la resolución que valida los cambios señalados y Pegasus requiere la implementación de dispositivos en seis de sus 19 modelos.

A su vez, Dresser Waynese es el que más señalamiento presenta, toda vez que de los más de 440 modelos que tiene en el mercado se ordena el remplazo completo de 73 y la modificación de 149.

A decir del presidente de la Amegas, Pablo González Córdova, esta medida solo beneficiaría a las 10 empresas que construyen los dispensadores de gasolina, por lo que insistió en que debe aplicarse sólo a los nuevos equipos.

apr