Exportaciones mexicanas de aguacates se han frenado por un conflicto sobre el pago que dan los empacadores a los productores.

Los productores piden un precio mínimo de compra a los empacadores, lo cual está impedido por la ley de competencia nacional.

El 29 de octubre se paró el corte de aguacates destinados a Estados Unidos y este miércoles se suspendieron los envíos a Japón, Canadá, China y Europa.

México exportó aguacate por un valor de 2,828 millones de dólares en el 2017, lo que implicó un alza interanual de 34% y un crecimiento a tasa de doble dígito por quinto año consecutivo, de acuerdo con datos del Banco de México.

Del total de exportaciones mexicanas de aguacate, 46% es empacado por filiales de compañías de Estados Unidos, informó la Asociación de Productores y Empacadores Exportadores de Aguacate de México (APEAM).

La industria del aguacate representa a más de 21,000 productores de aguacates y más de 40 instalaciones de embalaje en México.

Para resolver el conflicto, productores y empacadores se reunieron el martes, con la intermediación de la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece), sin lograr un acuerdo.

Con ese mismo enfoque, el Consejo Directivo de la APEAM ha sostenido varias conversaciones con el grupo de productores que pide un acuerdo para establecer un precio para ese fruto.

En uno de los encuentros participó David Lamb de Valdés, director general de Promoción a la Competencia de la Cofece, quién expuso que por ningún motivo se puede manipular ni acordar el precio. En las reuniones han participado legisladores federales y locales, así como autoridades del gobierno estatal y federal.

El 5 de noviembre, la agencia Notimex informó que la exportación y corte de aguacate se había normalizado ese día en 11 municipios de Michoacán y los embarques del fruto finalmente pudieron salir, luego de que fueron liberadas las carreteras de la zona de Uruapan, tras haberse logrado un acuerdo entre agricultores y comercializadores.

Durante la semana previa a esa fecha, los productores habían paralizado el corte de fruta e impidieron la salida de aguacate de exportación y venta nacional.

En esa primera etapa, según datos de la APEAM, fueron detenidos 328 camiones cargados con aguacate, 200 de los cuales tenían destinos nacionales y 128 exportación a Estados Unidos.

Al mismo tiempo, 2,000 transportistas y 12,000 cortadores de aguacate vieron mermados sus ingresos. Los productores locales reclamaron que autoridades permitieron la entrada a Michoacán de aguacate cultivado en otras entidades, para que se exportara como originario de ese estado, beneficiándose de una certificación estatal.

En consecuencia, un acuerdo en este ámbito en particular fue que en los puntos de inspección se reforzará la vigilancia para el no ingreso a Michoacán de aguacate con fines de exportación a Estados Unidos.

De las exportaciones totales de aguacate mexicano en el 2017, Estados Unidos se ubicó como principal destino, según datos de la Secretaría de Economía.

Las posiciones siguientes, en orden descendiente, se ocuparon por Canadá, Japón, Países Bajos, Francia, España, El Salvador, China, Honduras y Reino Unido.

[email protected]