México exportó productos por 6,075 millones de dólares a Brasil en el 2012, un alza interanual de 18.4%, cifra lograda a pesar de que enfrentó restricciones por parte de las aduanas brasileñas en el comercio automotriz.

El monto exportado representa un máximo histórico, al igual que el saldo a favor de la economía mexicana por 2,072 millones de dólares en la balanza comercial bilateral.

Como consecuencia, México se colocó en la posición nueve entre los mayores proveedores externos del mercado brasileño, la más alta de que se tenga registro en los años recientes, de acuerdo con datos del Ministerio de Desarrollo, Industria y Comercio Exterior de Brasil.

En sentido inverso, las ventas brasileñas a México sumaron 4,003 millones de dólares en el 2012, un alza interanual de 1.1 por ciento.

La expectativa es que las exportaciones en el 2013 se mantengan en los niveles del 2011 y el 2012 , dijo Tatiana Prazeres, secretaria de Comercio Exterior de Brasil, en referencia a las ventas foráneas de su país al mundo.

Las exportaciones mexicanas a la mayor economía de América Latina estuvieron encabezadas por los automóviles, de las cuales se había acumulado un monto de 2,396 millones de dólares en los 11 primeros meses del año pasado, una subida de 39.5% frente a igual lapso del 2011.

Previendo una tendencia desfavorable más marcada, Brasil impuso un cupo bilateral en el intercambio de autos por 1,450 millones de dólares para los primeros 12 meses que finalizan en marzo del 2013, tras prevalecer un libre comercio en el sector.

La Asociación Mexicana de la Industria Automotriz prevé que las exportaciones mexicanas crecerán 4% en el 2013 para llegar a 2 millones 450,000 unidades.

México y Brasil se otorgarán cupos crecientes, libres de arancel, en su intercambio de autos, de modo que pasarán a 1,560 millones de dólares y 1,640 millones de dólares para el segundo y tercer años pactados en el acuerdo, que finalizan en marzo del 2014 y marzo del 2015.

México exportó también ácido tereftálico, pigmentos, naftas para petroquímica, plata, fluorita y plomo, entre otros productos.

De todas las importaciones que realizó Brasil en el 2013, México tuvo una participación de 2.72%, casi el doble de la que obtuvo seis años atrás, de 1.43%, cuando entonces era el proveedor número 19.

[email protected]