Productores lecheros de Querétaro, Guanajuato y Coahuila marcharon por las calles de sus ciudades para exigir que se pague un peso más por el litro de leche, actualmente se comercializa en 4.70 pesos.

El presidente estatal del Frente Nacional de Productores y Consumidores de Leche, Víctor Manuel Martínez, afirmó que en Querétaro se pierden casi un millón de pesos por la situación que enfrenta la producción lechera, es decir por los precios con los que se compran los 800 mil litros que se producen diariamente.

En Querétaro, los productores amagaron con matar vacas y tirar leche si las autoridades no le dan respuesta inmediata al sector, porque permite que las compañías lecheras engañen al consumidor con fórmulas lácteas.

Encabezados por Mario Valdés Berlanga, presidente de la Unión Regional Ganadera y, Conrado Antúnez Ponce, del Frente Nacional de Productores y Consumidores de Leche del Sector Social, los manifestantes en Coahuila, entregaron un pliego petitorio dirigido a las autoridades hacendarias y agropecuarias para que se considere el aumento a la leche sin afectar al consumidor final. Los dirigentes manifestaron que una medida similar se llevó a cabo en por lo menos otros 20 estados del país.

Los productores de Torreón, se manifestaron apoyados con tractores, camiones y pipas en las que transportan la leche de los establos a las pasteurizadoras, los lecheros arribaron a las oficinas de Hacienda, en donde se plantaron por unas dos horas, provocando el caos vial al bloquear parcialmente la calle lateral al Periférico, frente a las instalaciones de la dependencia.

apr