Para este viernes se espera una solución de reglas de origen automotriz mutuamente aceptable para México, Estados Unidos y Canadá y que con ello se transite al resto de los temas álgidos de la negociación del nuevo Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) para tener un acuerdo en principio la próxima semana, sostuvo Eugenio Salinas, secretario técnico del Consejo Consultivo Empresarial de Negociaciones Internacionales (CCENI) de México.

“La información que tenemos es que sabremos el resultado de la negociación a más tardar mañana (hoy), lo que permitirá seguir en consulta a las otras propuestas que podrían darse el fin de semana”, respondió el representante del sector privado, en entrevista desde Washington.

Abundó: “Hemos sido advertidos de que vamos a esperar resultados y reacciones de la modernización de las reglas de origen automotriz, para continuar las discusiones en los otros temas de la negociación, ya hay temas avanzados en la negociación y cercanos a cerrarse.

“En esta ocasión nos han pedido estar a la espera y tener resultados muy precisos de la mesa automotriz”, en donde lo encabeza Ildefonso Guajardo, secretario de Economía, y se encuentran integrantes de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) y la Industria Nacional de Autopartes (INA).

México puso sobre la mesa una contrapropuesta en reglas de origen automotriz, que contiene elementos de la demanda estadounidense, como es el incremento del contenido regional para vehículos, fijada en 70% con un periodo de implementación a 10 años, así como aspectos de la propuesta canadiense, la cual establece diferentes contenidos de origen en niveles a las partes y componentes, que incluyen a piezas de los autos llamados del futuro (híbridos, eléctricos y autónomos).

Pero, la posición de Estados Unidos se ha mantenido en la cerrazón de incluir la condicionante de fijar un promedio salarial en la fabricación del auto.

Eugenio Salinas explicó que se revisan las reglas de origen del aluminio y acero, como insumos. Es una revisión de capítulo por capítulo y fracción por fracción, a fin de mantener una competitividad, en función de que haya abasto en la región, porque no sólo afecta a la industria automotriz, sino a la general, como la metalmecánica.

“Estamos en horas cruciales para la definición del acuerdo. No es que no se mueva el resto, sino que (Robert) Lighthizer espera dar pasos en materia automotriz y continuar con el resto de los temas”, dijo una fuente.

Un as frágil

El tema de estacionalidad agropecuaria se ha vuelto “frágil”, sólo tiene el apoyo de Florida y Georgia, el resto de los estados ya se bajó de la propuesta de que las exportaciones mexicanas tengan calendarización, dijo Mario Andrade, vicepresidente del Consejo Nacional Agropecuario (CNA). “La postura de México es un no rotundo, independientemente de que se adelgace (la propuesta) o cambios (con la opción de incluir uno o dos productos), la propuesta no vuela”, advirtió.

[email protected]