El Gobierno español aprobó martes 2 de noviembre, el rescate de la aerolínea Air Europa, que recientemente recuperó su red de rutas en Latinoamérica, a la que inyectará 475 millones de euros (unos 556 millones de dólares), por considerarla una empresa estratégica para la economía de España y cuya viabilidad está en riesgo por la pandemia de coronavirus. La operación también abre la puerta a su compra por Iberia.

El rescate de Air Europa, que antes de final de año duplicará su número de vuelos a Latinoamérica con un aumento de frecuencias y la incorporación paulatina de nuevos destinos, consiste en un préstamo participativo de 240 millones (281 millones de dólares) y otro ordinario de 235 millones (275 millones de dólares), que deberán ser devueltos en seis años, explicó la portavoz del Gobierno español, María Jesús Montero, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

Este rescate es el primero que el Gobierno español canaliza a través del Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas que gestiona la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) y despeja incógnitas de cara a la compra de la compañía por parte de Iberia, que se había cerrado hace exactamente un año por 1,000 millones de euros en efectivo pero que la pandemia frenó.

La nueva situación de la aerolínea llevo a Iberia a replantear los términos de la operación. “No compramos lo mismo”, dijo el pasado viernes Luis Gallego, el consejero delegado de IAG, el holding al que pertenece Iberia, British Airways, Air Lingus, Vueling y Level. Gallego también pidió de forma indirecta al Gobierno español que les ayude con esta operación para conseguir reforzar el “hub” (centro de distribución) de Madrid y que compita en condiciones de igualdad con los cuatro grandes europeos (Ámsterdam, Fráncfort, Londres-Heathrow y París Charles-De Gaulle), que están recibiendo ayudas de los gobiernos con inyecciones de fondos en las aerolíneas respectivas.

Una vez aprobado el rescate, Iberia examinará la nueva situación de Air Europa, que además de estos 475 millones de dinero público, tiene un préstamo de 140 millones de euros avalado por el Instituto de Crédito Oficial (ICO) y 600 millones de deuda, con unos resultados operativos negativos.

El rescate de 475 millones de euros aprobados por el Consejo de Ministros son 75 millones más de lo que había solicitado inicialmente la aerolínea, porque el agravamiento de la epidemia desde que Air Europa pidió el rescate a principio de septiembre empeoró más, si cabe, las perspectivas de negocio por la caída del tráfico. Desde el inicio de la pandemia, Air Europa tiene unos ingresos mínimos, que llegaron a cero durante el estado de alarma, y debe soportar costes como el arrendamiento de los aviones.