Con la proyección de cerrar este año con 35,000 millones de dólares en exportaciones agroalimentarias, el mandatario Enrique Peña Nieto aseguró que el campo mexicano “está viviendo el mejor momento de su historia”.

“Pasamos de ser el doceavo productor de alimentos en el mundo, de ser un país que tenía que importar más alimentos de los que producía, a ser hoy la décima potencia productora de alimentos en el mundo”, refirió  al participar en el encuentro 2018 México Potencia Exportadora, en el estado de Jalisco.

Peña Nieto puntualizó que la entrada de divisas por ventas de la industria agroalimentaria ya superó los ingresos derivados por la venta de petróleo, el turismo y las remesas que llegan del extranjero.

“Actualmente, las divisas que llegan al país por la exportación de alimentos superan otras fuentes como las remesas, el turismo o el petróleo, algo inimaginable hace tres décadas cuando el principal producto exportado era el petróleo”.

El ejecutivo federal detalló que al 2017 “150,000 millones de dólares han sido las ventas que ha tenido nuestra plataforma de exportación agroalimentaria”, también hizo énfasis en que ese sector es para México “un área de prioridad y de estrategia nacional” tanto para el desarrollo social como económico y para la entrada de divisas.

En este sentido Peña Nieto aseguró que se ha podido “romper con esa falaz afirmación que en el pasado se había hecho” de que en el sector agroalimentario mexicano tenía que alcanzar la autosuficiencia, modelo que, aseguró, no existe en ninguna nación.

No hay país en el mundo, manifestó, que produzca lo que consume, más bien los países se han insertado en la economía mundial, en el mercado mundial, a partir de producir los alimentos en los que hay vocación, oportunidad, donde hay fortaleza y son los que están compitiendo con otros productos agroalimentarios en distintos mercados.

Alianza con China

El titular de la Sagarpa, Baltazar Hinojosa, dijo que el sector primario de exportación en México registra tasas de crecimiento de casi el doble de la economía nacional y aseguró que el país ya es superavitario en alimentos y bebidas; es decir, exporta más de lo que importa.

Anticipó que “este mismo año estamos consolidando una fructífera relación con China, país en el que hemos concretado ya protocolos para la exportación de berries, piña y productos de cerdo, y el próximo mes estará evaluando las condiciones fitosanitarias para la exportación de sorgo”.

[email protected]