México produjo 365,111 vehículos ligeros en octubre pasado, cifra considerada como la más alta registrada para cualquier mes, luego de que repuntó el ensamble en 11.1% respecto al décimo mes del 2016; dicho monto permitiría que la industria automotriz supere la fabricación de 3.8 millones de autos al cierre del 2017.

Eduardo Solís, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), destacó el crecimiento y diversificación de las exportaciones de vehículos ligeros en octubre, cuando aumentaron 12.7% y sumaron 287,465 unidades.

En conferencia de prensa, explicó que los envíos a Estados Unidos siguen repuntando, éxito que también se mantiene hacia otras regiones como Europa y Latinoamérica.

“Estamos rompiendo nuestros propios récords, vemos cifras de producción nunca antes vistas en nuestro país”, destacó Solís, luego de que automotrices como General Motors, Volkswagen, FCA y KIA muestran crecimiento de doble dígito.

El presidente de la AMIA mencionó que pesar de que la venta interna del vecino país presentan un descenso de 1.8% en lo que va del año, la demanda de automóviles mexicanos creció 10.4 por ciento.

México vendió al mercado estadounidense 219,585 vehículos durante octubre pasado, al repuntar 9% los envíos a dicho país. De esta forma, los vehículos mexicanos representaron 16.3% del total de unidades ligeras vendidas en Estados Unidos; mientras que en el acumulado del año se han exportado 1 millón 961,097 unidades, de las cuales 14 de cada 100 unidades vendidas en dicho mercado provienen de nuestra industria.

Los autos mexicanos y los japoneses fueron los de mayor preferencia entre los consumidores estadounidenses, a través de las marcas de General Motors que ya coloca SUV como la Equinox o la GMC Terrain, entre otras.

Los datos de exportación por regiones durante el periodo enero-octubre del 2017 muestran el mayor crecimiento para Estados Unidos, Latinoamérica y Europa. La principal región de destino de nuestras exportaciones la integran los países TLCAN representando 84.6% del total exportado, destacó la AMIA.

En su reporte mensual al décimo mes del 2017, la Asociación enfatizó que, por primera ocasión, la industria automotriz logró la producción de 3 millones 194,872 automóviles, cantidad que sumó 289,901 unidades, monto muy cercano al ensamble del sector en un solo mes.

En los datos acumulados entre enero y octubre, tanto la producción como la exportación presentaron alzas de doble dígito, en el primer caso de 10% y de 11.7% en las exportaciones.

Las exportaciones de autos cruzaron la línea de 2.5 millones de unidades, con un total de 2 millones 575,361 vehículos, esto es 269,068 adicionales a los 2 millones 306,293 del mismo lapso del 2016.

Durante los primeros 10 meses del 2017, los vehículos ligeros que México vendió al exterior tuvieron como destino principal Estados Unidos, representando 76.1% del total de las exportaciones, la segunda posición fue para Canadá con 8.5%, y en tercer lugar está Alemania con 3 por ciento.

Altibajos

La marca japonesa Honda resultó la gran perdedora en ensamble durante octubre al caer 19.5%: de producir 23,408 autos en dicho mes durante el 2016, lo redujo a 18,844 unidades, efecto de una menor exportación en 1.5% (con 16,538 colocadas en el exterior) y la pérdida de ventas internas en 5% (con 6,916 autos comercializados).

En tanto, Ford sigue en picada en su producción al reportar una desaceleración de 9.2% y acumular un ensamble de 20,567 unidades durante octubre, esto significa que dejó de producir más de 2,000 carros.

KIA avanzó sólidamente en octubre, pues aumentó 38.1% su producción en México, mientras que sus exportaciones aumentaron 28.6%, al vender de 14,680 a 18,879 autos al mundo. General Motors desbancó a Nissan durante octubre como la mayor productora y exportadora de autos en México.