La celebración por el Día de la Madres en el Centro Histórico de la ciudad no cesó durante todo el día. Desde muy temprano, los restaurantes y cafés ya se veían al límite de su capacidad con señoras celebrando al lado de sus hijos.

Los comercios en esa zona de la ciudad también se registraron abarrotados por jóvenes y adultos que de última hora buscaban el regalo ideal para celebrar a mamá.

Según Pedro Paredes, presidente de la Cámara Nacional de Comercio en el estado, los productos que más se venden en esta fecha fueron los relacionados con la belleza: ropa, zapatos, joyería, perfumes, bolsas y masajes corporales.

El líder de los comerciantes estatales expresó: Los restaurantes se vieron llenos y por las tardes se tenían reservaciones por todos lados, y no sólo en estos días, si no en los siguientes, debido a que a las mamás se les regala efectivo y acuden a los establecimientos a hacer sus compras .

La Plaza de las Armas de la capital fue sede de un encuentro gastronómico organizado por el DIF estatal y el Conalep, donde hubo degustaciones para las madres.