A contrarreloj, en la primera quincena de enero, se llevará a cabo el primer apagón analógico de la televisión en Nuevo Laredo, Reynosa y Matamoros, en el estado de Tamaulipas.

Así, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) y la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) tendrán menos de 365 días para dar cumplimiento al mandato constitucional de apagar las señales analógicas de la televisión en todo el país a más tardar el 31 de diciembre del 2015.

A principios de diciembre, el IFT informó que acreditó que en las áreas de cobertura de Nuevo Laredo, Reynosa y Matamoros, se rebasa 90% de penetración con receptores aptos para recibir transmisiones digitales en los hogares de escasos recursos definidos por la Sedesol.

El reporte se dio en esas fechas debido a que fue hasta el pasado 21 de noviembre cuando la subsecretaría de Comunicaciones de la SCT envió al IFT la información sobre la penetración alcanzada en diversas áreas de cobertura de la Región Frontera Noreste, Matamoros, Tamaulipas y Nuevo Laredo.

En mayo del año pasado, la SCT publicó el programa de transición a la televisión digital terrestre (TDT), el cual consideró la entrega de televisores digitales a los hogares de escasos recursos inscritos en el padrón nacional de beneficiarios de los diversos programas sociales de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol).

De acuerdo con la Sedesol, el padrón a nivel nacional sería de 13.8 millones de hogares. El programa contempló que se entregaría un televisor por hogar.

Las estimaciones de la SCT apuntan a que el proceso de transición a la televisión digital en México tendrá un impacto positivo en el uso eficiente de la energía, que beneficiará a 13.8 millones de hogares, al reducirse en más de 60% el consumo de electricidad por televisor de 21 pulgadas, lo que representará una disminución de 1,600 kilowatts hora o 1.3 veces la energía que se economiza en el horario de verano, de acuerdo con la Secretaría de Energía.

La entrega de equipos inició en mayo en la frontera noreste y en agosto en la frontera norte, noroeste, la Laguna y Occidente-Bajío. Sin embargo, hasta hace unos días se corroboró la penetración de una zona.

[email protected]