Cancún, Qroo. El relanzamiento del Dragon Mart Cancún a mediados de junio generó inquietud entre las cámaras empresariales a nivel regional.

La Iniciativa Privada considera preocupante una eventual inundación de productos chinos, ya que afectaría a muchos fabricantes de proveeduría en electrónicos, insumos hoteleros y autopartes.

Isaac Reza, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra) en Quintana Roo, comentó que ya hubo reuniones urgentes con sus contrapartes de Campeche, Yucatán y Tabasco ante lo que consideran una competencia desleal, pues aunque en principio se anunció como un proyecto de exhibición y venta al mayoreo hacia el exterior, en su relanzamiento se dijo que el Dragon Mart también tendrá salas de venta al menudeo que han generado mucha preocupación en los industriales peninsulares.

Ayer, la Asociación de Propietarios e Inversionistas de Quintana Roo (Apiqroo) anunció la realización de un estudio por parte de la Universidad del Caribe sobre el impacto económico que tendrá el Dragon Mart en la Península de Yucatán, pues son ya muchos los cuestionamientos del empresariado regional.

NO HABRÁ VENTA AL MENUDEO

Antonio Cervera León, dirigente de la Apiqroo y uno de los principales promotores del proyecto, aseguró que hubo información errónea difundida el día del relanzamiento, pues inversionistas y funcionarios chinos, como Han Meiqing, presidente del Consejo Chino para el Fomento Comercial Internacional (CCPIT, por su sigla en inglés), aseguraron que el proyecto ejecutivo contempla un área de exhibición y venta de mercancías al menudeo, además de preverse la oferta de autopartes e insumos para hoteles.

El Dragon Mart es un gran centro de exhibición de venta exclusivamente al mayoreo; habrá espacios de exhibición y salas de negociación para cerrar grandes transacciones; no habrá venta al público al menudeo… No habrá venta de zapatos textiles ni juguetes, ni autopartes , sostuvo.

Contrario a tener un impacto negativo, los proveedores ya existentes de la Península podrán adquirir mercancías chinas en el rubro de la construcción que ya se ofertan en los grandes establecimientos, como Home Mart, para competir con ellos, agregó.

EXPECTACIÓN

El dirigente de la Canacintra dijo que aún no tienen una postura definida. Aunque ven con preocupación los datos difundidos a través de la prensa, esperarán a conocer más a fondo el proyecto para confirmar si la amenaza a la economía regional es real y tomar medidas en consecuencia.

Por el momento, consideró prematuro decir que ya existe una oposición al proyecto, pues la información con la que cuentan sobre el Dragon Mart aún es muy escasa.

Sin embargo, dijo que no se quedarán de brazos cruzados si se confirma que el Dragon Mart Cancún abrirá la puerta a la entrada masiva de mercaderías chinas , pues sería una grave amenaza a la incipiente industria local y un golpe a la ya consolidada maquila e industria electrónica, principalmente de Yucatán.

jvazquez@eleconomista.com.mx