La economía de Brasil está experimentando una fuerte recuperación en “forma de V” marcada por un sólido crecimiento del mercado laboral, dijo el jueves el ministro de Economía, Paulo Guedes, que agregó que confía en que el Congreso seguirá apoyando la agenda de reformas del gobierno.

En un testimonio público ante el Congreso, Guedes también sostuvo que los programas de asistencia social se reducirán a medida que la pandemia retroceda y que el gobierno debe volver a la responsabilidad fiscal el próximo.

Hace un mes, el ministro de Economía dijo que la caída del 9.7% del Producto Interno Bruto (PIB) en el segundo trimestre era esperada y que esperaban una recuperación veloz. Tras los datos divulgados por el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE), que muestra un segundo trimestre consecutivo a la baja, Brasil entró oficialmente en una recesión técnica.

Las medidas que adoptó el gobierno como el pago de la ayuda de emergencia y el programa para reducir los salarios y las horas de trabajo, fueron importantes para reducir los impactos económicos de la pandemia causada por el Covid-19.

“La economía ya comenzó a recuperarse en V, pero el récord del segundo trimestre sigue siendo una caída del 10%, que es lo que todos predijeron. Ese fue el impacto inicial, una caída de aparentemente 10%, pero en realidad es un sonido distante, es el sonido del impacto de la pandemia allá atrás y ahí es donde estaría Brasil si no hubiéramos tomado todas las medidas que hemos tomado”, agregó.