La Secretaría de Economía (SE) dio de baja la iniciativa de decreto que había puesto en curso para elevar el monto de producción de 50,000 a 100,000 automóviles como condición en el otorgamiento de una serie de beneficios a las empresas armadoras, lo que perjudicaba especialmente a Toyota.

La iniciativa se planteó en la pasada administración y el trámite de baja fue interpuesto por Ildefonso Guajardo, secretario de Economía, ante la Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer).

La empresa japonesa Toyota había advertido que podría no realizar inversiones por 300 millones de dólares en México en los próximos tres años si la Secretaría de Economía (SE) publicaba esa reforma al decreto automotriz con la que se habría visto obligada a producir más autos para gozar de ventajas arancelarias.

Cumpliendo los niveles mínimos de ensamblaje, las empresas obtienen cupos para importar vehículos sin pago de aranceles, con lo que se ahorran la tasa de 20% que corresponde a los vehículos originarios de países con los que México no tiene tratados de libre comercio.

La SE había argumentado que la medida era congruente con la evolución de los mercados internacionales, procurando mantener la participación de la producción en México en el total mundial , y reconocía las nuevas inversiones por 13,849 millones de dólares en el país del 2007 al 2012, de las cuales Toyota no tuvo participación prácticamente.

De las empresas que ahora gozan del decreto automotriz, Toyota habría sido afectada porque su producción bordea apenas las 50,000 anuales.

CELEBRAN BLOQUEO A IMPORTADOS IRREGULARES

Por otro lado, la industria automotriz se congratuló por la disposición del gobierno de Enrique Peña a cerrar las puertas a vehículos usados de procedencia extranjera que no cumplan con las normas ambientales y físico-mecánicas; aunque falta que la Suprema Corte de Justicia de la Nación otorgue su veredicto final para cancelar los amparos que permite la importación desmedida de unidades en mal estado.

Guillermo Rosales, director de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores, dijo que hasta el momento el Poder Judicial ha desechado tres amparos y pero aún hay cuatro vigentes a través de los cuales ingresa 80% de unidades usadas.

El secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, acordó con la industria automotriz prorrogar el decreto automotor para la importación de autos usados con la finalidad de evitar que haya amparos que vuelvan a obstaculizar las sanciones a aquellos vehículos que no cumplen en lo ambiental con lo estipulado.

[email protected]