El gigante alemán de la energía EON anunció este lunes la venta de sus centrales eléctricas de gas y de carbón en Italia al checo EPH, en el marco de una reestructuración de su actividad.

Los activos en venta representan una capacidad acumulada de 4,500 megavatios, y se trata de una central de carbón y de seis centrales de gas, precisó la empresa alemana. El total de la transacción, que será concluida en el segundo trimestre siempre y cuando obtenga la luz verde de la Comisión, no ha sido anunciado.

EON reconoció a finales de 2014 que buscaba comprador para sus activos en Italia, tras la venta de sus actividades en España.

La empresa alemana ha previsto escindirse en una empresa de energías renovables y redes y en otra que agrupe la producción convencional de corriente, el gas y el negocio. También quiere concentrarse en algunos mercados prometedores como Turquía y Brasil y ha empezado a reducir su cartera de actividades.

En Italia, EON cuenta también con instalaciones eólicas y solares y una red de distribución que están excluidas de la transacción anunciada este lunes.

EPH (Energeticky a Prumyslovy Holding), con sede en Praga, está presente en varios países de Europa central en el sector del gas y la electricidad. El grupo espera "perpetuar la tradición de EON en la generación convencional en Italia", dijo en un comunicado el patrón Daniel Kretinsky.

erp