La falla en el servidor de la empresa que gestiona los planes de vuelo de Aeroméxico, United Airlilnes y American Airlines en sus operaciones México-Estados Unidos ocasionó que ayer 21 de julio, en gran parte del día, dicho trámite se hiciera de forma manual, lo que causó demoras generalizadas y el malestar de pasajeros en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).

Por la tarde, la firma encargada de ese servicio instaló una línea de comunicación alterna y paulatinamente se ajustaron los procesos. En un comunicado, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) explicó que aproximadamente a las 05:30 am, de este miércoles, se registró una falla intermitente en la red de telecomunicaciones fijas aeronáuticas (AFTN, por sus siglas en inglés), red internacional utilizada por los Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo Mexicano (SENEAM) para intercambiar la información relativa a los planes de vuelo entre EU y México.

La dependencia dijo que desde esa hora y hasta las 11:30 horas, 22 operaciones (aterrizajes y despegues) de Aeroméxico se realizaron con demoras, de entre 15 y 20 minutos cada una, con relación a la hora programada y que la dirección del AICM trabajaba para que las operaciones se fueran ajustando conforme a los itinerarios establecidos.

Sin embargo, las afectaciones fueron mayores durante el día entre todas las aerolíneas, en diferentes niveles, cuyo impacto no se pudo conocer hasta ayer por la noche, debido a que tenía que terminar toda la jornada.

Ante las complicaciones generadas, Grupo Aeroméxico emitió un comunicado donde explicó: El día de hoy se registraron afectaciones en múltiples vuelos en México, originadas por fallas en sistemas para la navegación aérea totalmente ajenos a las aerolíneas.

Por su parte, entre un grupo de pilotos se difundió un mensaje donde se mencionó que la falla referida ocasionaba demoras “de una, dos y hasta tres horas y las consiguientes incomodidades” y que poco después del medio día no había tiempo estimado para que la situación mejorara. En su comunicado, la SCT detalló que los planes de vuelo se integran con información de cada operación como: matrícula, tipo de avión, origen-destino, altitud.

alejandro.delarosa@eleconomista.mx