Delta Air Lines dijo el miércoles que esperaba un crecimiento de ganancias para el 2013 y que introduciría un plan para devolver dinero a los accionistas.

El presidente ejecutivo Richard Anderson dijo durante la reunión de inversores que Delta, la segunda aerolínea más importante de Estados Unidos detrás de United Continental Holdings Inc, esperaba una utilidad de 1,600 millones de dólares para este año.

Además, señaló que el 2013 implicaría un "sólido progreso" respecto al 2012.

Delta dijo que esperaba que las ganancias del cuarto trimestre fueran de entre 200 y 250 millones de dólares, excluyendo ítems, a pesar de los problemas causados por el huracán Sandy.

La tormenta afectó la costa noroeste de Estados Unidos a fines de octubre y obligó a las aerolíneas a cancelar vuelos, además de forzar el cierre de los principales aeropuertos del área de Nueva York.

Delta dijo que esperaba anunciar una estrategia de utilización de capital el año próximo. El programa comenzaría en enero del 2014.

En los últimos años, las aerolíneas estadounidenses se fusionaron, cancelaron rutas no redituables y aumentaron los precios de los boletos, todo con el objetivo de recuperarse.

Las empresas también crearon nuevas fuentes de ingresos a través de cobro por equipaje y alimentos, maniobras que han ayudado a generar ganancias en medio de la volatilidad de los precios del combustible.

Delta respalda la consolidación de la industria, indicó Anderson, quien además predijo que American Airlines, de AMR Corp y US Airways Group Inc llegarán a un acuerdo pronto. Ambas líneas aéreas están negociando una fusión.

Delta, que adquirió Northwest Airlines en el 2008, ha recortado costos y se ha posicionado bien para tener crecimiento. El martes, la firma anunció la compra de una participación del 49% en la aerolínea Virgin Atlantic y la creación de una sociedad que expandió su presencia en el aeropuerto Heathrow, en Londres.

MFH