Enero arrancó con las mejores cifras en la creación de empleo formal, al sumar 113,722 puestos de trabajo, que representa 36.5% más que el reportado en el mismo periodo de 2017, colocándose como el tercer mejor aumento reportado desde que se tenga registro, sólo por debajo del 2000 (128,983) y 2007 (116,109).

Cabe destacar que la creación de plazas laborales que cuentan con seguridad social en los últimos 12 meses llegó a 832,261 puestos, con lo que mostró un aumento interanual de 4.5 por ciento.

De acuerdo con el reporte mensual del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) las nuevas plazas laborales en su mayoría son de carácter eventual, pues representan 66% de empleo creado; mientras que los permanentes sumaron 38,319.

“Al 31 de enero del 2018, se tienen registrados ante el Instituto 19 millones 532,177 puestos de trabajo; 86% son permanentes y 14% eventuales. En los últimos seis años estos porcentajes se han mantenido relativamente constantes”, detalló el IMSS.

Destacó que el comportamiento que tuvo la contratación de personal y que se afilió al IMSS colocó a enero por arriba del promedio de los últimos 10 años en 138.4 por ciento.

“Es un buen arranque, sobre todo si se considera que en el mes de diciembre sí dieron de baja más de 300,000 plazas. Los empleadores mantienen expectativas positivas de contratación”, dijo Héctor Márquez, director de Marketing y Relaciones Institucionales de ManpowerGroup.

Agregó que la cifra más alta de empleo eventual se presentó en el 2008; sin embargo, es importante que estén dentro del registro del IMSS, “no importa si son eventuales o permanentes, todos son con prestaciones sociales”.

En tanto, el secretario del Trabajo y Previsión Social, Roberto Campa Cifrián, dijo que el gobierno federal mantiene su meta de cerrar el sexenio con una creación de 4 millones de empleos así como el impulso de inspecciones que contribuyan a formalizar empleo.

Los sectores que impulsaron la apertura de las plazas labores fueron el sector agropecuario con un crecimiento de 7.9%, transportes y comunicaciones con 7.6% y construcción con 6.8 por ciento. Mientras que el peor sector fue el eléctrico que apenas sumó 0.9% de empleo en el primer mes del año.

En tanto, los estados de mayor crecimiento anual son Quintana Roo, Baja California Sur y Michoacán con incremento mayor a 8.0%; pero, Tabasco y Campeche mantienen sus números negativos con menos 3.1% y 0.9%, respectivamente.

Con un aumento de 9.5% en la generación de empleo, el 2017 cerró como el mejor año desde 1996 en nuevos puestos de trabajo formal.

Con un aumento de 9.5% en la generación de empleo, el 2017 cerró como el mejor año desde 1996 en nuevos puestos de trabajo formal.

De acuerdo con José Luis de la Cruz, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (Idic), “el dinamismo que mostró el empleo en el 2017 y en esta administración es básicamente atribuible a la formalización de empleo. Las cifras del IMSS reflejan dos hechos importantes: la creación de nuevo empleo, lo cual implica que los sectores contratan más personas, y en una segunda instancia la estrategia que se implementó en la administración sobre la formalización”.

Recordó que el mercado laboral demanda cada año 1.2 millones de empleos, ésos “todavía no se están dando, hay mucho trabajo por hacer”.

pmartinez@eleconomista.com.mx