Durante los últimos 16 años, México ya contabiliza un rezago de 8 millones de empleos, mientras que el crecimiento económico no llega ni a 3% por año, cuestionó el sector patronal, al demandar la aprobación de la reforma laboral dejando atrás la presión de intereses corporativos y políticos asociados con ellos.

Al celebrarse el día del trabajo, Alberto Espinosa Desigaud, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), lamentó el alto índice de desempleo ubicado en 5.2% y exigió a los coordinadores de las bancadas en la Cámara de Diputados que se comprometan a convocar a un periodo extraordinario para aprobar una reforma laboral acorde a los desafíos demográficos y económicos.

Para estimular la inversión se requiere una mayor flexibilidad laboral, justicia laboral expedita, democracia y transparencia sindicales. Es decir, se requiere de una reforma laboral que no se ha aprobado por la presión de los intereses corporativos y políticos a ellos asociados , acotó.

En un mensaje de felicitación a los trabajadores de México, el dirigente patronal reconoció el compromiso y contribución de los empleados al desarrollo del país.

Además, agregó que la reforma amplía oportunidades para la contratación y permitirá el acceso al mercado formal a jóvenes y mujeres que hoy se encuentran en el desempleo y el subempleo.

FCH, OTRO 2 DE MAYO SIN REFORMA LABORAL

El presidente Felipe Calderón conmemora su último Día Internacional del Trabajo como gobernante del país sin haber tenido éxito en el aval de una reforma laboral.

A pesar de que los sectores empresariales respaldaron al Ejecutivo para que se modificara y fortaleciera la ley laboral, en el Congreso se frenó la iniciativa.

Todo el año, el Jefe del Ejecutivo federal reprochó y exigió al Congreso una definición en torno de la iniciativa y apenas este lunes hizo referencia a la misma situación.

De la Secretaría del Trabajo salió uno de los mayores defensores del gobierno calderonista y de la reforma: Javier Lozano.

Mientras tanto, Calderón Hinojosa ha reconocido que en materia de trabajo hacen falta mejores salarios.

empresas@eleconomista.com.mx