LaHood dijo que los documentos entregados por Toyota al gobierno estadounidense aún están siendo revisados y que él no dudaría en imponer más multas.

El secretario habló desde la sede de Toyota en el centro de Japón tras reunirse con el presidente de la automotriz, Akio Toyoda.

Toyota ha retirado más de ocho millones de vehículos alrededor del mundo y ha pagado una cifra récord de 16.4 millones de dólares en multas al gobierno estadounidense debido a un retraso de cuatro meses en informar a las autoridades sobre aceleradores defectuosos.

EU pide máxima calidad en autos

El secretario estadounidense de Transporte, Ray LaHood, pidió hoy a Toyota que tome medidas para evitar nuevos llamados a sus autos defectuosos, meses después de que la compañía tuvo que reparar millones de vehículos en todo el mundo.

LaHood dijo que Estados Unidos no bajará la guardia para controlar que la calidad de los vehículos es excelente.

'Vamos a vigilar muy de cerca las mejoras' impulsadas por la compañía en la producción de sus autos para evitar nuevos defectos, dijo LaHood, tras reunirse con el presidente de Toyota, Akio Toyoda.

RDS