México alcanzó un contenido nacional de entre 15.8 y 57.8% en actividad petrolera, según datos de la Secretaría de Economía, divulgados en su Primer Informe de Labores.

En el mes de abril del 2019, las empresas operadoras de la industria de hidrocarburos presentaron información respecto a las actividades realizadas durante el 2018.

Fueron distribuidas de la siguiente forma: 373 informes de contenido nacional de asignaciones de exploración y extracción de hidrocarburos que detenta Petróleos Mexicanos, 72 informes de contenido nacional de los contratos bajo la modalidad de licencia y producción compartida que detentan los operadores en las rondas uno, dos y tres, y 16 informes de contenido nacional de los permisionarios de la industria de hidrocarburos.

Con base en los informes de contenido nacional correspondientes a las actividades de exploración y extracción de hidrocarburos presentados por las empresas operadoras de dicho sector, se observan los siguientes porcentajes de contenido nacional en promedios ponderados para los distintos campos: aguas profundas, 15.8%; aguas someras, 43.9% y terrestres, 57.8%, los cuales se encuentran en un proceso de verificación.

Al mismo tiempo, la Secretaría de Economía llevó a cabo un primer análisis para la redefinición de la fórmula para el cálculo del contenido nacional en asignaciones y contratos de exploración y extracción de hidrocarburos, la cual incluirá ponderadores y el rediseño de los formatos de reporte de contenido nacional.

Esto permitirá definir las estrategias para el fomento a las cadenas productivas en las industrias de hidrocarburos y eléctrica.

“Con el apoyo de la embajada del Reino Unido en México, se trabaja en el diseño de una plataforma informática que permita facilitar la presentación y verificación de la información sobre contenido nacional y la integración de catálogos de bienes y servicios, lo que permitirá evaluar avances y direccionar los esfuerzos a sectores y regiones específicas”, dijo.

Como parte de este proyecto, el 22 de julio del 2019 se llevó a cabo un coloquio de contenido nacional. Además, se llevó a cabo la reconfiguración del registro de proveedores nacionales, que incluye un catálogo integrado de bienes y servicios y una verificación de la información de las empresas registradas, con lo que se establece así un ambiente que facilita la relación entre la oferta y demanda, e identifica las brechas de la proveeduría nacional.

[email protected]