El presidente de la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasami), Andrés Peñaloza, sostuvo que es viable el incremento al salario mínimo por arriba de la inflación, pues aun con la recesión económica internacional, en la zona fronteriza del norte de México se ha demostrado que un mejor poder adquisitivo eleva el crecimiento económico.

El representante del órgano tripartito (IP, gobierno y trabajadores) pidió a los empresarios del sector maquilador que inviertan en el sur-sureste y que con ello se pueda crear una zona libre en esa región marginal, similar a la que se encuentra en la frontera norte que goza de beneficios fiscales (ellos IVA del 8%, ISR del 20%, menores costos de combustibles y un salario casi al doble del nacional).

Al reunirse con la Concamin, Peñaloza informó que en breve se reunirá con la Coparmex para que inviertan en la zona sur-sureste de México y se generen empleos bien remunerados.

“El objetivo es mantener el proceso de recuperación salarial, ya tenemos un piso que es el monto que ya se registró el año pasado, tenemos un horizonte del bienestar individual y la apuesta de este año es llegar a un nivel de bienestar familiar”.

Con miras a reforzar el sur-sureste de México, dijo que para el mes de noviembre es posible que se defina la zona libre que impulse la generación de empleos e incremento salarial.

El representante de la Conasami comentó que se acordó con el presidente de Concamin, Francisco Cervantes, que de manera conjunta, los equipos técnicos estén profundizando en algunos estudios para identificar por regiones y ramas de la actividad industrial, los montos aconsejables para los incrementos de salarios y en particular en equidad salarial de género.

En el marco de la reunión con los industriales, Peñaloza les recordó que la pérdida del poder adquisitivo es de 69% y era de 77 por ciento. “La idea es que al cierre de este sexenio se subsane, si no en su totalidad, nos aproximemos a los niveles de salarios de 1976”.

[email protected]