Los ingresos por suministros de bienes y servicios de los establecimientos comerciales al por menor, que es el monto que obtuvo la empresa por todas aquellas actividades de producción, comercialización o prestación de servicios, aumentó 1.9% a tasa anual desestacionalizada durante noviembre del 2014, cifra que representó el menor nivel en los últimos cuatro meses, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

La tendencia de desaceleración que trazó este indicador derivó, principalmente, del mismo comportamiento que registraron, con ajuste estacionario y en términos anuales, artículos usados (de 40.5% en octubre a -8.2% en el mes de referencia); muebles para el hogar y otros enseres domésticos (33.5 a -1.9%); calzado (18.4 a -0.2%); motocicletas y otros vehículos de motor (1.7 a -14.4%); comercio exclusivamente a través de Internet, y catálogos impresos, televisión y similares (95.7 a 80.5%); artículos de papelería, libros, revistas y periódicos (26.0 a 11.2%); artículos de perfumería y joyería (28.9 a 15.4%); artículos para la decoración de interiores (4.6 a -6.6%); mascotas, regalos, artículos religiosos, desechables, artesanías y otros artículos de uso personal (-0.8 a -11.5%); mobiliario, equipo y accesorios de cómputo, teléfonos y otros aparatos de comunicación (-8.4 a -17.5%); partes y refacciones para automóviles, camionetas y camiones (8.8 a 1.6%), y tiendas departamentales (-1.0 a -7.2 por ciento).

Los rubros que sólo dibujaron una trayectoria ascendente fueron artículos para el esparcimiento (-2.0 a -1.9%); artículos de ferretería, tlapalería y vidrios (-1.5 a -1.2%); artículos para el cuidado de la salud (-0.1 a 2.7%); ropa, bisutería y accesorios de vestir (-6.9 a 3.1%), y bebidas, hielo y tabaco (-5.4 a 8.2 por ciento).

En cuanto al mercado laboral del comercio minorista, los resultados exhibieron señales mixtas. Para el onceavo mes del año en curso, el personal ocupado en este sector ostentó una variación anual desestacionalizada de 3.0%, tras crecer 2.5% el periodo anterior, mientras las remuneraciones por persona pasaron de -1.9 a -4.1%; este último ostenta cinco desplomes consecutivos.

A tasa mensual, los ingresos minoristas se incrementaron, después de caer dos meses al hilo, 0.76 por ciento.

rodrigo.rosales@eleconomista.mx