El presidente del Consejo Mexicano de Comercio Exterior, Inversión y Tecnología (Comce), Valentín Díez Morodo llamó a las autoridades a agilizar trámites y procesos para el desarrollo de proyectos carreteros, puertos marítimos e inmuebles.

El comercio exterior, dijo, representa un fuerte impulso para la recuperación económica del país, pero si se detona al 100% el plan nacional de infraestructura, se podrían generar fuentes de empleo y con ello activar el mercado interno.

La razón es que la industria de la construcción tiene efectos en más de 40 ramas productivas, con beneficios en materia de generación de riqueza y empleo, afirmó en la inauguración de la décima séptima edición del Congreso de Comercio Exterior Mexicano, organizado por el Comce.

En la inauguración estuvo el ex secretario de la extinta Secretaría de Comercio y Fomento Industrial (Secofi), Jaime Serra Puche, quien aseguró que México debe trabajar todavía mucho en materia de comercio exterior.

El también socio de Serra Asociados Internacionales (SAI), dijo que si bien el país es una potencia exportadora, es claro que persisten grandes pendientes como ampliar el número de empresas que vendan al exterior así como diversificar su destino.

El mercado estadounidense concentra 85% de las exportaciones mexicanas, recordó.

'Las exportaciones en México son ya desde hace muchos años un motor de crecimiento muy importante, sin embargo, yo creo que hoy tienen ciertas debilidades estructurales, como un efecto multiplicador bajo y escasa diversificación', comentó.

RDS