A la primera iniciativa que apareció denominada "Haru Oni", impulsado por Highly Innovative Fuels (HIF) y cuya inversión contempla 51 millones de dólares, representando la primera planta de escala industrial de su tipo en Chile y una de las más grandes de Latinoamérica, se suma "H2 Magallanes" de la empresa francesa Total Eren.

Según informó el Ministerio de Energía en un comunicado, se trata de un nuevo proyecto de hidrógeno verde a gran escala en la región y que será el más grande de Chile, el que estará ubicado en la comuna de San Gregorio.

La iniciativa contará con hasta 10 GW de capacidad instalada eólica, junto con hasta 8 GW de capacidad de electrólisis, una planta desalinizadora, una planta de amoníaco (NH3) e instalaciones portuarias para transportar el amoníaco verde a los mercados nacionales e internacionales. Se prevé que la construcción comience en 2025 para iniciar la producción de hidrógeno en 2027.

En el marco del proyecto, Total Eren firmó el pasado 10 de noviembre un acuerdo de colaboración con la Universidad de Magallanes. Esta asociación público-privada se centrará en tres pilares principales: estudios ambientales y sociales, educación y I+D. En particular, Total Eren y la casa de estudios colaborarán en la preparación del estudio de impacto ambiental y en la elaboración del Plan de Participación Ciudadana del proyecto de acuerdo con las mejores prácticas definidas por la Guía de Estándares de Participación del Ministerio de Energía de Chile.

Los cuatro proyectos anunciados significan inversiones superiores a los 15,000 millones. La Región de Magallanes podría llegar a producir el 13% de hidrógeno verde del mundo.