La pandemia se ha dejado sentir con todo en la economía chilena, con cuarentenas que han elevado el desempleo a niveles por sobre el 12% y con una actividad que ha caído a niveles no vistos desde la década de los 80.

Es por ello que uno de los ejes del discurso en la Cuenta Pública del presidente Sebastián Piñera se enfocó en el llamado Plan Paso a Paso, Chile se Recupera, el cual “nos permitirá recuperar nuestra capacidad de crecer y crear empleos, para lo cual es fundamental desatar las fuerzas de la libertad, creatividad, y emprendimiento, que viven en el alma de todos nuestros compatriotas”.

El mandatario agregó que el proyecto de reactivación contempla herramientas que requerirán “gran voluntad por parte del Gobierno, cuantiosos recursos del Estado, y también un gran compromiso y aporte del sector privado, la sociedad civil y los ciudadanos”. Los ejes incluyen un masivo programa de subsidios al empleo, que podrá beneficiar hasta 1 millón de personas, tendrá un costo de 2,000 millones de dólares y permitirá la creación o recuperación de 1.8 millones de empleos.

Además, un Plan de Inversiones Públicas en infraestructura física, social y digital, con prioridad en campos como: ciudad y vivienda;  carreteras y caminos; puertos y aeropuertos; agua potable, riego y embalses; hospitales y consultorios; transporte público; parques y centro deportivos y culturales; redes digitales a nivel nacional e internacional; inversiones regionales y comunales de mejoramiento urbano y de barrios.

La inversión pública para el 2020-2022 alcanzará 34,000 millones de dólares de los cuales 4,500 millones corresponden a inversión adicional, con una capacidad de generar 250,000 nuevos empleos, con obras que se desarrollarán en todas las regiones del país.

Un tercer punto es el apoyo a las pymes, a través de los programas Fogape, Crece y Reactívate, para otorgar subsidios, asistencia técnica y acceso a capital de trabajo con garantía del Estado. Un cuarto punto es el de incentivos tributarios a la inversión privada, la que representa cerca del 80% de la inversión total, y la agilización de 130 proyectos de inversión privada, que involucran 21,000 millones de dólares y tienen una capacidad de crear 120,000 empleos directos. Por último, se contempla un plan especial de simplificación de trámites y agilización de permisos para impulsar y acelerar la inversión, el emprendimiento y la recuperación.

Crisis en mercado laboral

De acuerdo a las cifras entregadas por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE), el desempleo en el trimestre móvil abril-junio escaló a 12.2%, incrementándose 4.9 puntos porcentuales respecto a igual periodo del año anterior.

Si bien la cifra es levemente inferior a lo proyectado por los analistas, es la más alta desde que en 2010 comenzó la nueva medición.