La extracción en los campos que se licitarán en la primera parte de la Ronda Uno permitirá elevar la producción nacional de petróleo en unos 80,000 barriles diarios, en un plazo cercano a los cinco primeros años de operación, dijo el presidente de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), Juan Carlos Zepeda.

En una breve explicación de los primeros contratos de aguas someras que serán licitados por el Estado, el funcionario explicó que la inversión por cada uno de los 14 bloques que están en concurso será de poco más de los 1,000 millones de dólares a lo largo de los próximos 25 años, pero 80% de la misma se hará en los primeros años.

El funcionario explicó que todos los bloques que están en licitación tienen recursos prospectivos, no reservas, dado que son contratos para exploración, por cerca de 687 millones de barriles de petróleo crudo equivalente, en una región de aceite ligero.

La expectativa de la CNH es que cada uno de los bloques tenga cerca de 50 millones de barriles de aceite que podrían ser explotados fehacientemente.

De acuerdo con la CNH uno de los principales temas que las secretarías de Energía y de Hacienda y Crédito Público van a cuidar son los candados anticorrupción y las medidas para evitar que las malas prácticas se vayan a colar a los procesos de licitación.

Miguel Messmacher, subsecretario de Hacienda, explicó que habrá investigaciones profundas en todos y cada uno de los consorcios que se presenten a las licitaciones de la Ronda Uno. Se va a revisar a cada una de las empresas que se presenten al concurso, pero también a las filiales, subsidiarias y que estén relacionadas para evitar la intromisión de compañías que puedan tener intereses creados alrededor de este proceso.

Se van a hacer investigaciones exhaustivas en torno a las empresas, no sólo su actuación en México sino también en el extranjero. La idea es tener muy clara la fuente de ingresos de la empresa y sus operaciones en todo el mundo , dijo.

Parte del proceso de licitación incluye que se lleve a cabo una precalificación de consorcio o de la empresa que esté interesada en los bloques que se están concursando. Esta definición se convierte en un permiso tácito de la CNH para que el consorcio o la empresa por sí misma pueda presentar una oferta. Si no los supera queda fuera de cualquier posibilidad de hacerlo.

A partir de este lunes los interesados en aguas someras podrán acudir a la CNH a presentar los documentos que los avalan como empresas serias y responsables y con la capacidad técnica suficiente para explorar un bloque. En caso de que la documentación esté incompleta o haya huecos que revisar, las empresas tendrán la oportunidad de entregar la información complementaria.

El consorcio deberá tener un valor de capitalización por unos mil millones de dólares, el operador del mismo deberá tener la mayoría del capital y el resto podrá ser dividido en el resto de los socios.

Si no tienen el dinero no nos interesa , dijo el subsecretario de Hacienda.

Las autoridades involucradas en la Ronda Uno no tendrán contacto con ninguna de las empresas que estén interesadas. Todas las dudas serán respondidas públicamente en el sitio de Internet que la CNH puso en marcha desde este jueves y sólo las documentaciones para la precalificación serán recibidas físicamente.

[email protected]