Luego de anunciar que 15 empresas han sido aprobadas para participar en la licitación de los primeros 14 bloques exploratorios en aguas someras dentro de la Ronda Uno, la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) publicó las disposiciones generales para autorizar la exploración y reconocimiento superficial de los campos, con lo que dichas empresas y otros interesados en licitar por hidrocarburos en México pueden obtener permisos para realizar estudios de los campos previo al fallo de adjudicación de los mismos.

Las actividades de reconocimiento y exploración superficial quedaron definidas en la Ley de Hidrocarburos como todos aquellos estudios de evaluación que se valen únicamente de actividades sobre la superficie del terreno o del mar para considerar la posible existencia de hidrocarburos en un área determinada. Dentro de éstos se incluyen los trabajos para la adquisición, el procesamiento, reprocesamiento o interpretación de información.

Así, los interesados podrán solicitar tantas autorizaciones como proyectos en los que deseen participar, mientras que la CNH tiene la obligación de integrar un padrón de interesados que cuenten con capacidades técnicas, operativas, financieras y organizacionales para realizar estas actividades.

Finalmente, como explicó la consultora Baker & McKenzie en un comunicado, el regulador tendrá la facultad de dar por terminadas las actividades si no se cumple con los requisitos financieros y las empresas podrán subcontratar a terceros para estudiar los campos, siempre y cuando lo notifiquen a la CNH.

Hay 15 empresas aprobadas

En la reunión del órgano de gobierno de la CNH celebrada la semana pasada, los comisionados del regulador aprobaron la participación de 15 empresas en la primera fase de la Ronda Uno, que consiste en el concurso por 14 áreas exploratorias que comprenden 4,222 kilómetros cuadrados en aguas someras del Golfo de México frente a Veracruz, Tabasco y Campeche, en el primero de cinco procesos licitatorios de la Ronda Uno mexicana, cuyo fallo se dará a conocer el 15 de julio del 2015.

Entre las empresas aprobadas están ExxonMobil Exploración y Producción de México, Chevron Energía de México, Ecopetrol, BG Group, Shell Exploración y Extracción, Hunt Overseas Oil Company y BHP Billton, y otras empresas que no mencionaron en la sesión.

De acuerdo con las reglas de licitación, las empresas deberán pagar 5.3 millones de pesos para acceder al cuarto de datos, con lo que obtendrán un disco duro con la información y podrán realizar visitas programas al cuarto, ubicado en las oficinas de la CNH, además de que contarán con la opción de acceder a esta información de manera virtual a través de la página del regulador.

A la fecha, la CNH registró a 23 empresas que solicitaron el acceso al cuarto de datos; otras 34 demostraron interés en el proceso, según el órgano de gobierno.

Aspiran a participar en programa de desarrollo de proveedores, aduce

Canacintra lista a más de 3,000 proveedores de energía

Luego de que el gobierno federal diera el banderazo al catálogo de desarrollo de proveedores del sector energético, ya existe una lista de 3,380 empresas de la industria de la transformación para registrarse en ese programa, que de ser certificadas por las paraestatales o compañías extranjeras detonarán al mercado interno, informó Enoch Castellanos, presidente de la Comisión Energética de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra).

El también vicepresidente del organismo privado dijo que el trabajo del consejo consultivo de fomento al desarrollo de proveedores de la cadena de hidrocarburos y eléctrica, constituido por el gobierno federal y el sector privado, definirá apoyos e incidirá en el aumento del contenido nacional, por lo que se busca privilegiar a las empresas nacionales.

Precisó que el registro para las empresas aspirantes a ser proveedoras del ramo energético será un primer paso. Sin embargo, la prueba de fuego estará centrada en que las empresas se certifiquen y cuenten con los requisitos exigidos por las grandes empresas en cuanto a calidad, capacidad y disponibilidad financiera.

El objetivo es alcanzar un contenido nacional de 35% para los próximos 10 años, tanto en la asignación o contratos, en bienes, servicios, mano de obra, capacitación, gastos de transferencia de tecnología y en inversión en infraestructura local o regional.

Recordó que el gobierno federal cuenta con un presupuesto de 500 millones de pesos para apoyar el desarrollo e incentivar a la industria nacional, pues se busca sustituir importaciones del sector energético y fortalecer a la industria.

Una vez que se defina el catálogo de proveedores del sector energético se transferirán recursos para promover el desarrollo de contratistas con esquemas de financiamiento para capacitación e investigación, en especial para las pequeñas y medianas empresas.

Tenemos a 3,380 empresas que pueden ser proveedores del sector , expresó finalmente. (Lilia González)

[email protected]